Ganaderos sueñan con una Patagonia sin barreras

La zona de mayor producción de vacas de la región se ilusiona con dejar de vacunar contra la aftosa, con lo que el precio del ganado se triplicaría.
Neuquén > La existencia de barreras sanitarias en la Patagonia originan un contrasentido. Por una parte, la zona donde se pueden criar y engordar vacas por el clima y los suelos está en bancarrota por el avance de la soja y por el bajo precio del ganado. En el otro extremo, la parte que no se vacuna no tiene buenas condiciones y el poco ganado que posee no alcanza a abastecer el mercado interno de carne con hueso.

La profundización de la crisis movió a las ganaderos a aumentar las presiones sobre la barrera del río Negro y su traslado al río Colorado.

El presidente de la Asociación Rural de Patagones, Gerardo Pickempack, destacó que "la cantidad de negocios que se pueden llegar a presentar si se da el corrimiento de la barrera (de río Colorado) y si se llega a homologar el mismo status sanitario de la zona libre sin vacunación con Chile es incalculable".

En declaraciones a la agencia APP adelantó que "las rurales de Stroeder y Villalonga están de acuerdo" con esta medida pero estimó, no obstante, que "debe haber un proceso mínimo de dos años", para instrumentar el levantamiento de la barrera.

Región proveedora

El partido de Patagones en la provincia de Buenos Aires y el este de la provincia de Río Negro es la zona proveedora de carne con hueso de toda la Patagonia sin depender de la estacionalidad que puede tener la oferta de la precordillera o la zona de secano con los emprendimientos a corral.

Pickempack dijo que actualmente hay más consenso respecto a cambiar el status regional, pero algunos ponen reparos porque se trabaría el ingreso de hacienda, algo esencial para repoblar los campos castigados por la sequía.

Opinó, no obstante, que por lo menos se necesitarían "dos años" para levantar la barrera, y en ese marco "si las cosas se revierten climáticamente los campos se van a empastar y por ahí va a dar tiempo para ingresar hacienda".

Ingreso de hacienda

Respecto a quienes dicen que se podría buscar una excepción en este sentido, indicó que "cuando sos libre sin vacunación es un riesgo muy grande (ingresar hacienda); directamente no va, hay exigencias de hierro y una de esas es no ingresar hacienda de una zona con vacunación a una zona sin vacunación".

Pickempack opinó en este sentido que "ha quedado despoblado el partido de mucha hacienda, pero si los valores de hacienda en pie mejoran de una manera razonable, se produciría una retención importante de hacienda acá en el partido". Asimismo, recordó que "se van como 150 mil terneros y 50 mil animales gordos por año –en años normales- hacia el norte y eso no vuelve más".

También destacó que si se homologa el mismo status sanitario con Chile –como la Región Sur rionegrina y el resto de las provincias patagónicas hacia el sur- "podría abrir libre tránsito de animales con el país trasandino y la invernada valdría mucho más. Un ternero debe valer como 5 ó 6 pesos el kilo, lo mismo con el ovino, se le daría un impulso tremendo. De 30 dólares un cordero pasaría a valer 60 ó 70 dólares".

Comentá la nota