Galeano encabeza una campaña para anular la ley de amnistía en Uruguay.

Comenzaron en Uruguay las repercusiones por la campaña nacional lanzada esta semana para terminar con la ley de amnistía que impide juzgar a los involucrados en crímenes cometidos durante la dictadura militar (1973-85).
La Coordinadora por la Anulación de la Ley de Caducidad instaló además una Comisión presidida por el escritor Eduardo Galeano para alentar a la ciudadanía a que vote el "Sí" a la abolición de la norma el 25 de octubre, el día que los uruguayos elegirán además al sucesor de Tabaré Vázquez.

El ex presidente uruguayo Julio Maria Sanguinetti fustigó la campaña por la anulación de la ley, que entró en vigor en su primer mandato (1985-1990). El presidente Vázquez apoya la abolición de la norma.

Actual senador por el Partido Colorado y dos veces presidente de Uruguay, Sanguinetti cargó contra quienes apoyan el plebiscito para anular dicha ley por entender que busca someter a las FF.AA. a "un largo período de acoso". Promulgada en 1986 tras la dictadura, la también llamada "ley de Impunidad" amnistió -salvo excepciones- a policías y militares acusados de violar los derechos humanos y fue refrendada en un primer plebiscito en 1989. La posición del ex presidente Sanguinetti, divulgada en la revista El Soldado que edita el Centro Militar, fue reproducida ayer por el diario El País.

Sanguinetti cuestionó la interpretación que el gobierno de Tabaré Vázquez le dio a la ley de Caducidad. "Se estiró la ley más allá de la letra y espíritu, se abrieron juicios que no correspondían y se impusieron criterios totalmente arbitrarios", afirmó Sanguinetti para quien los procesos judiciales contra civiles, "constituyen el más grande retroceso en la historia de nuestro derecho penal". Las FF.AA. "han sido leales, como es su deber, con un gobierno que no lo ha sido con ellas. El presidente, una y otra vez, dijo que cumpliría la ley y bien claro está que ha ocurrido lo contrario", aseveró el ex mandatario.

Comentá la nota