El futuro es nuestro/Por Miriam Saigg*

Viedma.- (APP) "No se vence con violencia: se vence con inteligencia y organización" "Las conquistas alcanzadas serán inamovibles y seguirán su curso".
"Necesitamos seguir estructurando nuestras organizaciones y hacerlas tan poderosas que en el futuro sean invencibles"; "El futuro será nuestro". (Juan D. Perón 1º de mayo de 1974). Creo que lo vivido en nuestro partido justicialista de Río Negro, cuando se definieron las candidaturas en los años 2005 y 2007, es la antítesis de estas palabras pronunciadas por Perón ante el Congreso de la Nación en su tercera presidencia.

Por un lado, no hubo ni inteligencia ni organización para que el justicialismo en su conjunto se sintiera contenido dentro de un proyecto político que tuviera claros ejes, para trazar un camino participativo, que alcanzara las metas propuestas por el conjunto.

Primó la ley del que más poder mostraba, con actitudes patoteras, de insultos y descalificaciones personales. No políticas.

Por el otro, los integrantes de la alianza electoral, que llegaron al cargo como diputados nacionales, provinciales, incluida la senadora Bongiorno, se fueron de los respectivos bloques, armando sus propias quintitas para seguir especulando con sus posibles futuras candidaturas.

A las pruebas me remito, gran parte de la militancia y muchos dirigentes estamos afuera de este armado, desarmado, y como decía, los aliados des aliados, no encuentran nombre para sus respectivos bloques.

¿Será una utopía pensar compañeros?, que los responsables de este engendro electoral no programático, alguna vez reflexionaran y aceptaran que se equivocaron, que no sólo actuaron con violencia, sino con la soberbia que se adjudican al tener un cargo, al poseer dinero, que compra un aparato, que atropella a las ideas, y que termina minimizando a sus integrantes.

Que los acomoda que no los integra a un proyecto, que los cosifica ya no son sujetos, se transforman en objeto de una élite que cree ser la dueña de una verdad absoluta y que a través de la violencia de la acción los domina.

Porque si no es así quisiera que me demuestren como se rompe en mil pedazos esta alianza que tendría que haber sido, programática, con objetivos y metas claras. Sino como, los que valoramos: la trayectoria, la militancia, la consecuencia del trabajo, el estudio de los temas, la honestidad, la capacidad de decidir, sin adaptarse pasivamente a una realidad que le presentan sin el menor atisbo de discusión.

Todos, hemos sido desvalorizados en nuestro accionar cotidiano como militantes sociales y han prevalecido los hipócritas y los obsecuentes.

Claro nosotros no nos sometíamos al arbitrio del patrón. Seguíamos apostando a lograr ser conducidos con los principios básicos de la conducción, marcados a fuego por nuestro maestro Juan Domingo Perón" Unidad de Concepción y de acción en la Conducción"

Los que ellos acomodaron en las listas, sí, total no tenían nada que perder: Arriaga, Bongiorno, Rossi, Di Giacomo, Ramidán, Gatti, Bonardo, Bardeggia, etc.

¿Pero qué paso con estos personajes que en nombre de distintos partidos armaron esta alianza electoral?

¿Qué opinan hoy los cráneos enquistados en la estructura del partido justicialista que fieles a la obsecuencia y a conservar el carguito o conseguir otro, se aguantan lo que decidan los capos?

Está claro muchachos, se lidera con el ejemplo, esta gente hoy los ve perdiendo poder, además sabe de cómo se traicionan entre ustedes, que no les dan ninguna seguridad, ya que mientras se sometían por el cargo, veían como ustedes, que son adjudicatarios de la peor política, desmembraban a una militancia comprometida. A la que le duele la injusticia social a la que no se resigna a trabajar por el que menos tiene a la que abraza la política con vocación de servicio.

Por esto hoy nos informamos por los distintos medios de comunicación, como en una tragedia griega se expresan, sus aliados circunstanciales con dimes y diretes para justificar lo injustificable, que se van porque tienen ideas propias… porque no les cumplieron con lo prometido… porque, porque… ya no son más rubios y de ojos celestes. Etc. Etc.

Al punto que hoy en la legislatura de Río Negro hay repartidas en los más variados sellos distintas piezas del tablero de ajedrez, que ya se comieron a la reina, esa militancia justicialista que trabajo para que ellos llegaran a usufructuar de un cargo, con la esperanza de algún día poder gobernar la provincia.

Realmente compañeros, con ésta dirigencia, que no permite la formación de cuadros, en donde se prepare el recambio generacional sin tirar a un viejo por la ventana todos los días, en lugar de valorar la experiencia y la honestidad, con el agravante de no darse cuenta que ellos también se ponen viejos y que como en una familia el ser humano trata de repetir la historia.

No se vislumbra en la dirigencia la puerta abierta para la construcción de un proyecto político que se constituya a través de sus cuadros, y que expresen el sentir del pueblo.

Me quedo con las palabras del General Perón que "la Organización vence al tiempo"

Creo que al Partido Justicialista de Río Negro lo vence la des Organización.

* Militante justicialista, exintegrante Lista Azul. Presidenta del Instituto de Asistencia a Presos y Liberados (IAPL) de la provincia, Miriam Saigg,

Comentá la nota