La Fundación Dakar Solidario emprende el viaje con material benéfico

La Fundación Dakar Solidario ya ha puesto en marcha su ayuda a las zonas por las que pasará la próxima edición del Rally Dakar, que transcurrirá por Argentina y Chile, tras reunir el doctor Mir el material que se enviará a centros hospitalarios y fundaciones de ayuda social, médica y educativa.
Ayer se completó la operación de carga del material en los camiones del Team Epsilon que lo transportarán hasta su destino. A las 6 el convoy partía en dirección a Le Havre (Francia), donde tendrán lugar las verificaciones del Rally Dakar. Acto seguido los vehículos embarcarán hacia Argentina.

A diferencia de las otras cuatro acciones anteriores, el proyecto de 2009 de la Fundación Dakar Solidario se llevará a cabo en Argentina y Chile.

La ayuda se repartirá de forma concentrada en cinco instituciones seleccionadas después de un trabajo de campo que ha durado seis meses y del que se ha encargado la cooperante Susana Capell, una de las colaboradoras implicadas en el proyecto.

En Argentina, la mayor parte se repartirá entre dos instituciones. La primera, la Fundación Santa Lola, tiene en realidad su área principal de trabajo en la República Dominicana, que es el destino de buena parte del material que se le proporcionará. El resto será utilizado en Buenos Aires, en un centro de tratamiento para personas con problemas de drogadicción y niños mal atendidos de próxima inauguración.

La Red Solidaria Carmen Areco concentra el otro grueso de las donaciones. Esta fundación cuenta con siete centros de salud repartidos por las zonas rurales de la provincia de Buenos Aires, cuya superficie es casi tan grande como España.

Una vez en Chile, se llevará material escolar, deportivo y ordenadores a la Comuna Jardín 'El Canelo', una institución educativa situada en una zona marginal de Santiago de Chile. También se llevarán a cabo dos pequeñas acciones más en otros dos hospitales, uno en Chile (Hospital de niños y cunas de Viña del Mar) y el otro en Argentina (Red Solidaria Chamical Hospital Luis Azote).

Principalmente, el cargamento de ayuda humanitaria se compone de aparatos médicos, material fungible (jeringuillas, gasas, batas de quirófano, mascarillas, sondas, tubos de Mayo, bisturís, etc.), medicamentos y material escolar. Entre todos esos elementos destacan los aparatos para efectuar electrocardiogramas y 'mini-autoclaves'. Estas últimas son unas máquinas de vital importancia para los centros y de elevado coste que se emplean para esterilizar y que ha cedido la empresa Matachana.

Más adelante, a finales de marzo o principios de abril, se desplazará a Mauritania otro contingente para seguir con el proyecto iniciado en 2005; nutrir a los hospitales del país africano de unos equipos y medicamentos tan necesarios como carentes. Al igual que a principios de 2008, el viaje y transporte se efectuará en avión y durará entre dos y tres días.

Comentá la nota