Funcionario K criticó al Gobierno por suba en la luz.

El vicepresidente del ENRE nacional dijo que la Provincia excedió el ajuste autorizado por la Nación. "Hay gente que juega a la política con el tema tarifas", dijo.
Un alto funcionario K del ENRE nacional criticó al Gobierno de Catamarca al considerar que convalidó aumentos en las tarifas eléctricas superiores a los que autorizó la Nación. De esta manera, aprovechó políticamente para cuestionar por este tema no solamente a la gestión de Eduardo Brizuela del Moral, sino a otros distritos opositores.

Es que el aumento en el servicio de energía sigue generando polémica y en este marco, el vicepresidente del organismo federal de contralor, Eduardo Camaño, aseguró que "algunas provincias -entre ellas Catamarca- sobrepasaron las subas permitidas".

El funcionario señaló en declaraciones a una radio porteña, luego reproducidas por la agencia NA, que el ENRE nacional no puede intervenir para que las sobrefacturaciones sean reconocidas por los gobiernos provinciales.

"Las provincias tienen autonomía, porque eso es lo que establece el federalismo, y se pueden manejar con libertad", indicó.

Dijo que "hay gente que juega a la política con el tema tarifas", haciendo referencia a las provincias con gobiernos opositores -como Catamarca y Corrientes- donde los incrementos fueron "muy elevados" y sus gobiernos habrían señalado a la Casa Rosada como "la única responsable".

El funcionario nacional le agregó así más polémica al "tarifazo" e insistió con que "las provincias, en algunos casos puntuales, se han sobrepasado en las facultades" que desde la órbita nacional se había dado para "actualizar" los valores.

Distintas asociaciones de consumidores de varias provincias plantearon sus reclamos días atrás ante la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico (CAMMESA) con el objetivo de evitar los altos incrementos en las tarifas de los usuarios.

Asimismo, el gobernador de Corrientes, Arturo Colombi, dijo semanas atrás que faltó un "sinceramiento" de la Nación respecto de los niveles a los que iban a llegar los aumentos y señaló a la administración de Cristina Kirchner como "la responsable" de los reclamos.

A pesar de ello, Camaño aseguró que las pautas marcadas por la Nación "deben ser respetadas", porque los incrementos fueron autorizados después de un exhaustivo análisis del impacto por regiones.

"El Gobierno nacional es el que analiza la situación que atraviesa el país y que define el marco general para aplicar las modificaciones en el costo de los servicios públicos", dijo Camaño.

Las subas se produjeron debido a la reducción de subsidios a todas las distribuidoras de energía eléctrica que dispuso el gobierno de Cristina Kirchner en octubre pasado a través de la resolución nacional 1169/08.

Impacto

La distribuidora EDECAT había asegurado que el 95% de los usuarios residenciales de Catamarca no sufrirá el aumento del costo de la energía. La explicación ofrecida por la empresa fue que, debido a que el incremento impacta en función del consumo, sólo un grupo reducido de usuarios -que consumen más de 1.000 kw/h por bimestre- iba a sentir el aumento.

La empresa aseguró que de un universo de 82.012 usuarios domiciliarios que hay en Catamarca, unos 4.300 recibirían las boletas con subas de entre el 40 y hasta el 200%.

El impacto más importante de la suba sería para los usuarios que superan los 2.800 kw/h de consumo, que según EDECAT comprende a 122 de sus clientes.

Comentá la nota