Fumigarán los colectivos al finalizar la procesión

Una vez desinfectados se les entregará una oblea que se deberá presentar en los puestos camineros y accesos a la ciudad.
Se realizó ayer una prueba piloto de fumigación de colectivos, con el objeto de establecer la eficacia de la desinfección a fin de concretar estas acciones durante las festividades marianas.

De acuerdo con lo informado por el Comité Operativo de Emergencia (COE), la prueba se realizó en horas de la mañana en las instalaciones de la empresa de transporte 25 de Agosto, y esta acción es la que se decidió concretar al finalizar la procesión de la Virgen del Valle el próximo domingo 26.

Participaron de la experiencia la directora provincial de Control de Vector del Ministerio de Salud, doctora Graciela Avellaneda, el director de Trasporte de la Provincia, Carlos Regalado junto a personal de Ambiente y de Salud.

El procedimiento será llevado a cabo después de la procesión, donde se hará fumigación de todos los colectivos de mediana y larga distancia locales y de excursión, antes de su partida a los lugares de orígenes con el objeto de evitar la propagación del vector transmisor del Dengue.

De acuerdo con el trabajo coordinado a nivel regional, las provincias vecinas se encargarán de fumigar las unidades antes de partir hacia Catamarca, de esta manera los vehículos ingresarán ya fumigados y desde el COE se garantiza el mismo tratamiento al finalizar la festividad mariana.

Parque

Las fumigaciones se realizarán los días sábado y domingo próximos, donde se citarán a todos los colectivos al Parque Adán Quiroga, una vez desinfectados se les entregará una oblea que se deberá presentar en los puestos camineros y accesos a la ciudad.

Según lo previsto si los coches no están fumigados el personal policial hará que los pasajeros desciendan para que se proceda a la fumigación, con esta tarea se intenta evitar la propagación de la enfermedad.

Las fumigaciones son realizadas con una máquina de ultra bajo volumen adecuada para matar al mosquito. El proceso consiste en fumigar el habitáculo y las bodegas de cada colectivo, que permanecerá cerrado por una hora para que se logre el objetivo. Una vez pasado el tiempo se ventilará el vehículo.

El insecticida es nocivo para el Aedes Aegyptis, no afecta la salud humana, pero por precaución se tomarán los recaudos necesarios antes de la partida de los peregrinos de la provincia realizando la ventilación correspondiente de cada unidad.

Comentá la nota