Fuerte freno de la industria en 2008.

La tasa fue del 4,9%, la más baja desde que comenzó la reactivación, en 2003; la actividad económica subió 7,1 por ciento.
La industria argentina cerró 2008 con un crecimiento del 4,9%, el más bajo desde que comenzó la reactivación económica en 2003. El dato forma parte otro de los resultados del desempeño económico que se conoció ayer: las cifras oficiales indican que la actividad económica creció 7,1% durante todo el año pasado.

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) difundió ayer el Estimador Mensual Industrial (EMI) correspondiente a diciembre. Ese mes la industria creció 2,3% respecto de diciembre de 2007, una desaceleración que estuvo fundada principalmente en la estrepitosa caída de la industria automotriz (-41,1% interanual).

La difusión del EMI, que se conoció anoche en medio de una serie de irregularidades informativas que volvió a protagonizar el Indec (ver aparte), estuvo acompañada por la publicación del informe sobre el estimador mensual de la actividad económica (EMAE). Pero sorpresivamente, con el dato de crecimiento de la economía de noviembre llegó un agregado inédito: una estimación para diciembre. El informe se conoció a última hora, después de que el jefe de Gabinete, Sergio Massa, adelantara algunas de las cifras.

Según el informe oficial -cuya credibilidad ya estaba puesta en duda desde que el Gobierno comenzó a manipular la inflación-, la economía no creció en noviembre respecto del mes anterior, aunque se expandió un 4,6% respecto del mismo mes del año anterior. El Gobierno reconoció así el menor crecimiento del EMAE desde que se reactivó la economía.

En diciembre hubo una mejora, siempre según el informe oficial. El crecimiento interanual fue mayor, del 7,4%. Massa se recostó en este dato para decir que la economía "mostró una recuperación en diciembre, que permite mostrar un cierre de año de fuerte crecimiento a pesar del contexto internacional".

En el documento que difundió el Indec, el dato de diciembre llegó acompañado de un asterisco. Al pie del cuadro, ese asterisco indicaba "Preliminar". Y con esa cifra, el Indec redondeó el crecimiento del 7,1% para todo el año.

En el capítulo industrial, el sector automotor no fue el único que mostró una caída respecto de doce meses atrás. Como viene ocurriendo desde hace tiempo, la refinación de petróleo también mostró signos de contracción. En este caso, cayó un 1% respecto de diciembre de 2007. Más fuerte fue la caída interanual que mostraron las industrias metálicas básicas (-23,7%).

En cambio, hubo industrias que -según el Gobierno- vivieron un diciembre con expansión interanual. Los casos más emblemáticos fueron: industria alimenticia (17,7%), tabaco (16,6%), papel y cartón (15,9%) y productos químicos (15,7%). A menores tasas crecieron las industrias metalmecánicas, del neumático, textil y mineral.

El informe del Indec también consigna que sólo el 19,2 por ciento de las empresas consultadas prevé una suba de la demanda interna para el primer trimestre de 2009.

El resto creen que bajará 22,3 por ciento o que se mantendrá (58,5 por ciento).

Menos desempleo, según un dato dudoso

* En el cuarto trimestre de 2008, la tasa de desempleo se ubicó en el 7,3%, según los datos difundidos anoche por el Indec. El índice es dos décimas inferior al de un año atrás y, según el instituto, la baja se debió a la creación de empleos, ya que a la vez creció el porcentaje de personas activas. Serían 1,17 millones los desocupados y 1,46 millones los subocupados, en tanto que en el año se habrían creado 330.000 empleos. El informe no está avalado por los técnicos del Indec, que hasta su intervención política tuvieron a su cargo la elaboración de los datos de la Encuesta Permanente de Hogares (EPH).

Comentá la nota