Fuerte clima de debate en el liberalismo

Fuerte clima de debate en el liberalismo

Dirigentes del PL se reunieron nuevamente con el Gobernador. Deshojan la margarita sobre la conveniencia o no de cambiar de alianza política.

El Partido Liberal está transitando en estos días por sus habituales crisis de identidad. Ayer, un grupo de dirigentes celestes se reunierón con el gobernador Ricardo Colombi en su despacho, y no fue para hablar de temas institucionales.

"Hablamos de política", dijo sin vueltas la senadora del PL, Nélida Maciel, inmediatamente al salir de la reunión.  Otro de los decididos impulsores de la integración del PL a la alianza gobernante Encuentro por Corrientes (ECO) de cara a las elecciones del año próximo, Marcelo Nocetti también fue explícito en sus predilecciones: "Nosotros tenemos en claro que la Provincia trabaja de forma alineada con el Gobierno nacional de Cambiemos y es el sector que nos representa".

Sin embargo, pese a haber estado en Corrientes (es intendente de Carolina), Nocetti no participó del encuentro con Colombi.

Consultado por radio Sudamericana desde "el otro rincón", el dirigente Tito Antonio Cheme consideró que "todo el mundo tiene derecho a hablar de política, lo que no deben hacer es hablar institucionalmente en nombre del partido".  Sin embargo, cuando la misma emisora le consultó a Maciel desde qué lugar del partido dialogaron con Colombi, la ex intendenta de San Cosme respondió: "Lo hacemos desde el Partido Liberal". Esa respuesta, para Cheme, es improcedente. "Es una falta de respeto", dijo, y agregó que "en una reunión de Comité Ejecutivo se estableció que no pueden hablar del partido mientras no venga del área institucional".Otro de los actores de este debate interno liberal es el intendente de San Roque, Guillermo Pelozo, de indudable ADN liberal, quien no descartó que el PL se pueda "bifurcar", pero agregó enseguida: "Vamos a terminar unidos a la larga".

"Nosotros -dijo- estamos pregonando algunas cuestiones que queremos que se den de manera inmediata, de beneficio hacia los liberales por parte de ECO. Si se dan algunos puntos el camino va a seguir dándose, si no, hay tiempo para que se trunque de cuajo cualquier posible acuerdo", aseguró el dirigente liberal sanroqueño.Fue allí cuando agregó que "el PL no se va a fracturar, se puede bifurcar incluso, pero vamos a terminar unidos a la larga".

Esbozó la idea que "todo el interior liberal se encuentre en otras condiciones para reflotar el partido, solucionar algunos problemas, de contar con la infraestructura del Gobierno de la Provincia para poder hacer trabajos… Partiendo de esa base, las reuniones se siguen dando".

Consideró que de haber alguna alianza "las propuestas se van a llevar formalmente al seno del PL, donde corresponde que se tenga que llevar, no sólo con respecto a ECO, sino a todos los frentes".Sobre si esto genera fracturas dentro del seno partidario celeste, Pelozo enfatizó: "Yo converso con todos. El PL no se va a fracturar, se puede bifurcar incluso; pero vamos a terminar unidos a la larga. Cada uno está cumpliendo el rol que nos corresponde hacer dentro de las responsabilidades que nos tocan en el partido… Nadie está haciendo un papel por fuera de lo que debe".

Pelozo expresó así su convicción profunda de que la sangre no llegará al río aunque, por ahora, algunas opiniones son muy duras y altamente confrontativas. Ayer, por ejemplo, se escuchó a Tito Cheme opinar sobre los pasos que pretende dar su correligionario Nocetti: "(Pedro) Cassani, al menos, tuvo la capacidad de crear otro partido; pero Nocetti no tiene capacidad de crear nada".

Son varios los liberales que tendrán que remar mucho, como quiere Pelozo, para evitar que el conflicto estalle.Durante el último acto electoral, en una peleada Convención provincial, se había impuesto la idea de la integración del PL a ECO. Pero desde esa coalición no le dieron lugares expectables a la fuerza celeste, con lo que de hecho terminaron alejándose de la coalición oficialista.Hoy, algunos quieren insistir con el retorno.

Coment� la nota