Fuerte Apoyo a Bosetti del Menemismo.

La agrupación "De Corazón con Menem" salió al cruce de las declaraciones de Carlos Santander. "Esta molesto por algo que cree que le corresponde" fue una de las apreciaciones realizadas por Juan Carrizo, Carlos Alberto Menem y Luís Tello. "Estamos con Menem desde el ’95, él es el líder natural del justicialismo riojano, y realmente estamos muy contentos con la candidatura de Titi (Bosetti), porque con su humildad refleja gran capacidad de trabajo y compromiso".
Con un tono apacible y tranquilo que contrasta con el nerviosismo del oficialismo por estos días, Juan Carrizo, Carlos Alberto Menem y Luís Tello, de la agrupación "De Corazón con Menem" expresaron su apoyo al candidato a diputado provincial, Titi Bosetti.

"Estamos con Menem desde el ’95, él es el líder natural del justicialismo riojano, y realmente estamos muy contentos con la candidatura de Titi (Bosetti), porque con su humildad refleja gran capacidad de trabajo y compromiso. Y Claudia (López de Brígido) despierta gran afecto en la gente" dijeron los dirigentes menemistas.

"Estamos dolídos con Santander"

"La agrupación comenzó a caminar junto al doctor Carlos Menem, allá por el año 1995. Siempre estuvimos ligados a él acompañándolo. Porque siempre vímos en Menem al líder natural del Peronismo Riojano, un hombre que ha dado muestras cabales de capacidad".

"Y estamos un poco dolídos ante las expresiones de quien uno consideraba un compañero, pero que públicamente sale a apoyar a los candidatos radicales".

"Nosotros como menemistas, tenemos un respeto entre nosotros, hay un equipo de trabajo consolidado que se maneja con ética. Nosotros le dímos un lugar a Santander en el menemismo a pesar de que venía de otro partido, y lo respetamos y apoyamos y siempre resolvimos nuestras diferencias dentro de un ámbito interno de diálogo. No como lo hizo él".

"Lo de Basso es otra cosa"

Juan Carrizo, Carlos Alberto Menem y Luís Tello de la agrupación "De Corazón Con Menem" cambiaron su postura al ser consultados sobre la situación del diputado Basso en el menemismo. Una palabra flotaba en el ambiente: traición. Pero los dirigentes justicialistas no la pronuncian alegremente, por la seriedad del cargo. Pero en la atmosfera se respiraba.

"Lo de Basso es mucho más grave" dijeron para diferenciarlo de la situación planteada por Santander. "Es otra cosa, porque la sumatoria de votos menemistas lo favoreció para alcanzar su banca. Pero al asumir comenzó a trabajar por el kirchnerismo. Lo cual no estaría mal. Si devolviera la banca menemista en la Legislatura".

Pero lo que realmente parece molestar es que Basso continúe usufructuando del apellido Menem. En los barrios se dice menemista, cuando es kirchnerista. No se trata de una picardía electoral, es una falta de respeto a la gente". Y una muestra de hasta que punto Basso está dispuesto a ensuciar su propia dignidad, debemos agregar.

Comentá la nota