Fuego cruzados contra Obeid

Después haberse postulado para pelear la gobernación, Obeid fue criticado por el presidente del Partido Justicialista rosarino, Luis Rubeo, que lo calificó como "mariscal de la derrota" y también por la diputada socialista Mónica Fein.
Jorge Obeid tuvo ayer su retruque a dos voces. El primero, por su decisión de postularse para la re relección en la Casa Gris si Carlos Reutemann es candidato a presidente de la República, en 2011. Y el segundo, por calificar a Hermes Binner como el "gran derrotado" en la contienda electoral del 28 de junio. "Es obsceno que uno de los mariscales de la derrota (del PJ, en 2007) quiera instalarse ahora como candidato", cuando faltan dos años para las elecciones a gobernador de la provincia, le contestó el jefe del peronismo rosarino y presidente del bloque de diputados del Frente para la Victoria, Luis Rubeo. "Me parece que Obeid aún no puede asumir la derrota que sufrió hace dos años, cuando estaba sentado en el sillón de la Casa de Gobierno y el Frente Progresista ganó la gobernación de Santa Fe luego de 24 años de administraciones justicialistas", le respondió la diputada socialista Mónica Fein.

Ya antes del 28 de junio, Obeid había deslizado en algunos medios de Santa Fe que su operativo retorno a la Casa Gris estaba en marcha. Pero esta semana, al instalarse como candidato a gobernador para un tercer período y mostrarse dispuesto a acompañar el proyecto de Reutemann de llegar a la Casa Rosada, en 2011, desató un revuelo político, dentro y fuera de su partido. Obeid aprovechó también para pasar algunas facturas políticas. "El 28 de junio hubo dos grandes derrotados: Néstor Kirchner y Hermes Binner", dijo anteayer en Canal 3.

Rubeo le contestó al toque. "Me sorprendió que Obeid haya vuelto a postularse a la Casa Gris con tanta anticipación, antes de las elecciones primarias (del 2 de agosto) y de la general (del 27 setiembre). Es obsceno que ya haya dirigentes que quieran instalarse como candidatos, sin haber hecho una lectura adecuada del resultado de las últimas elecciones. No entienden cómo votó la gente el 28 de junio, donde nadie puede arrogarse representaciones hegemónicas", dijo el diputado justicialista.

"Primero habría que analizar cuáles fueron las razones de la derrota del justicialismo santafesino el 2 de setiembre de 2007, que algunos prefieren olvidar, pero quienes somos militantes recordamos muy bien porque nos llevó a perder la provincia después de 24 años", planteó Rubeo. Y agregó: "Entonces, antes de mirar la paja en el ojo ajeno, hay que mirar la viga en el propio".

Rubeo no tuvo contemplaciones con el último gobernador justicialista de la provincia. "Llama la atención que los mariscales de la derrota de 2007, cuando el país y la provincia crecían a tasa china y la economía estaba fuerte, aparezcan ahora postulándose para una prematura candidatura a gobernador", siguió. "Reconocemos la elección que hizo Reutemann el 28 de junio y la importancia que tiene en la provincia, pero una cosa es él y otra sus interpretadores", añadió.

Por su parte, la diputada socialista Mónica Fein también cruzó a Obeid, ya no por el operativo retorno sino por considerar a Binner "el gran derrotado". "Me parece que Obeid aún no puede asumir la derrota" de 2007, que desalojó al PJ de la Casa Gris después de 24 años en el poder de la provincia y seis gobernaciones.

"Me asombra que hoy se plante como opositor y que quiera engañar a los santafesinos. Sabe que Binner no fue candidato (el 28 de junio). Entonces, que no intente confundir a la ciudadanía. Acá, el gran derrotado fue el propio Obeid y realmente me asombra el transformismo del diputado que el año pasado votó la resolución 125", recordó Fein, en obvia referencia a la ley de retenciones agropecuarias.

"En aquellos momentos , en plena crisis agropecuaria, mientras en el Congreso nos reuníamos en las comisiones internas para intentar buscar soluciones al conflicto, Obeid sólo escuchaba los informes de Moreno (Guillermo, el secretario de Comercio) y otros funcionarios nacionales, y acompañaba con su voto las propuestas del gobierno", agregó la legisladora socialista.

"Los santafesinos se pueden quedar tranquilos, porque los recursos de la provincia se están manejando de una forma responsable. Y a Obeid le decimos que deje de confundir a la ciudadanía, porque de los 120 mil empleados públicos que dice que tiene Santa Fe, 118 mil fueron nombrados por los gobiernos justicialistas. Además, el actual gobierno no le baja el 13 por ciento del sueldo a empleados y jubilados como se hizo cuando ellos gobernaban".

La legisladora nacional concluyó que "Obeid debería reclamar los recursos que le corresponden a Santa Fe en concepto de coparticipación y que perdió por los pactos fiscales que el propio ex gobernador justicialista avaló".

Comentá la nota