El frío polar afecta otra vez a Europa

En Gran Bretaña cayeron casi 40 centímetros de nieve en sólo un día. Varios caminos y autopistas fueron cerrados y las personas no pudieron acudir a sus puestos de trabajo. En el norte de Francia se prohibió la circulación de vehículos por las heladas. En Polonia un río que desbordó congeló una localidad
Dos semanas después de que la primera ola de frío polar llegara a Europa, el escenario se repite en el Viejo Contienen, con nevadas que afectan los medios de transporte y la salud de sus habitantes.

En Gran Bretaña, por ejemplo, se registran temperaturas y tormentas de nieve que los especialistas no dudaron en calificar como las peores de los últimos 30 años, al tiempo que de alertó que la situación podría tornarse peor en los próximos días. Allí, y en algunas regios francesas, cayeron hasta 40 centímetros de nieve en sólo un día, por lo que varios caminos y autopistas fueron cerradas, mientras que vuelos fueron cancelados o demorados.

Las escuelas de Gran Bretaña tuvieron que cerrar sus puertas, al tiempo que cerca del 10% de los trabajadores – según el gobierno – se vio imposibilitado de ir a sus empleos porque es muy difícil transitar. Sin embargo, algunos medios indicaron que cerca del 44% de los empleados no fueron a trabajar, lo que provocaría una pérdida de hasta u$s1.000 M diarios.

En Francia, por su parte, se decretó el alerta en 32 departamentos, se prohibió la circulación de vehículos en el norte del país y los trenes de alta velocidad deben circular más lento y con retrasos.

Mientras tanto, en Polonia un río desbordó y congeló una localidad entera a su paso, en Bélgica y Holanda la nieve no se derrite por las constantes heladas, en Noruega el transporte públicos tuvo que dejar de prestar servicio porque el combustible se les congela, publicó el diario Clarín.

Comentá la nota