Frente Grande acusa a la oposición nacional de generar una crisis que le allane el camino electoral

Desde el partido Frente Grande, distrito Chaco, analizan la situación generada a partir del pedido de la Presidente de la Nación Cristina Kirchner, mediante un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) respecto a la utilización de fondos internacionales del Banco Central (BCRA) para el pago a bonistas y organismos internacionales. Según señalan, la oposición política "busca a toda costa impedir que el Gobierno logre implementar esta medida" con el objetivo de generar "la mayor confusión y mal humor posible en la sociedad", acción que le permitiría, de acuerdo a su análisis, "interrumpir el crecimiento de la economía y lograr la generación de una crisis económica y social que mejore sus posibilidades de llegar al gobierno en el 2011 o antes".
Bajo el título "La oposición solo busca una crisis para poder llegar al gobierno en el 2011 (¿o antes?)", enviado por el partido Frente Grande señalan: "Una decisión del Gobierno Nacional en el plano económico puso al país a discutir sobre la conveniencia o no de la utilización de "reservas internacionales" para cancelar vencimientos de deuda del corriente año.

La reacción de la oposición política, mediática y económica fue muy fuerte y busca a toda costa impedir que el gobierno logre implementar esta medida, generando la mayor confusión y mal humor posible en la sociedad, de esta manera estarían cumpliendo el objetivo de impedir la aplicación de políticas populares, interrumpir el crecimiento de la economía y lograr la generación de una crisis económica y social que mejore sus posibilidades de llegar al gobierno en el 2011. ¿O en realidad pretenden hacerlo antes del 2011?

¡Se acordaron de la ilegitimidad de la Deuda Pública!

Desde la vuelta de la Democracia en 1983 gobernaron radicales, peronistas, radicales y peronistas, gobiernos en los que participaron quienes integran el ARI, el PRO, el Peronismos disidente, etc, en fin quienes hoy integran la oposición política, ninguno de ellos acompañó a los sectores y personas que planteaban –planteábamos- la ilegitimidad de la Deuda Pública, todos los gobiernos hasta el año 2003 negociaron refinanciaciones, canjes y nuevas deudas que incrementaron formidablemente el stock de Deuda Pública, solo el gobierno de Néstor Kirchner planteó y logró una negociación que benefició al país, siendo lo más parecido a una reparación por la fuerte quita lograda en los montos totales de endeudamiento, para luego continuar con una política de desendeudamiento que hoy es continuada por nuestra presidenta Cristina Fernández.

La oposición política –una parte- habla tibiamente de ilegitimidad de parte de la Deuda Pública pero no plantea suspensión de los pagos ni otros mecanismos de revisión que autoricen al gobierno a no pagar los vencimientos. Mientras esto no pase y si el tiempo, es importante analizar cómo debe nuestro país hacer frente al pago de los próximos vencimientos y si debemos o no utilizar reservas internacionales para el pago.

¿Ocupar o no las Reservas Internacionales para el pago?

Para responder debemos analizar algunos aspectos del modelo económico vigente desde el años 2003, primero analizar el comportamiento del stock de reservas y analizar algunas causas de sus variaciones. Hoy nuestro país tiene el nivel más alto de reservas internacionales desde 1996 y esto después de haber utilizado U$S 10.000 millones para cancelar la deuda con el FMI en el 2006, cuando las reservas rondaban los U$S 28.000 millones.

Pero lo más importante no es el nivel o monto de las reservas sino la causa que origina su incremento, durante la década de los 90 una de las causas más importante eran las privatizaciones y la entrega del patrimonio y de las empresas públicas, las que eran vendidas en malos negocios y destruyendo empleo y producción, los dólares de las privatizaciones en algunos casos engrosaban las reservas que se utilizaron para mantener el modelo de convertibilidad, la otro era el endeudamiento, así un modelo económico inviable era sostenido por privatizaciones y endeudamiento, cuando no hubo nada para vender ni quien nos preste llegó la crisis del 2001.

Reservas generadas por un modelo sustentable

Desde el año 2003 se viene desarrollando un modelo económico que tiene bases macroeconómicas sustentables, un modelo superavitario que genera riquezas para los argentinos y que su desafió se centra en lograr una distribución más justa y equitativa de las mismas entre todos.

Como en un hogar "cuando ingresa más dinero del que sale", nuestro país viene manteniendo un superávit comercial y de la balanza de pagos que refleja un crecimiento sostenido de la economía. Una de las causas de esa relación positiva con el mundo lo es el mantenimiento de un tipo de cambio competitivo que crea las condiciones para que nuestra producción nacional tenga valor.

El tipo de cambio es sostenido en valores que permiten generar esas condiciones por una decisión política de defender la industria y la producción nacional y por lo tanto el empleo argentino. Para ello el gobierno debe intervenir en el mercado de divisas y debe tener mayoritariamente un rol de comprador de dólares, a esos dólares los debe comprar con pesos que los obtiene normalmente con superávit de su presupuesto, también ocupa la banca pública a través del rol del Banco Nación y algunas veces financiamiento.

Esos dólares que diariamente se compran para mantener el tipo de cambio, cuando lo hace el Banco Central van a engrosar las reservas internacionales, así el Banco Central con su intervención mantiene el tipo de cambio competitivo que permite el crecimiento de la economía y logra incrementar las reservas internacionales.

Muchos de los fondos utilizados para comprar reservas fueron los superávit presupuestarios acumulados. Pudiendo inferir que las reservas y su incremento no solo pertenecen a todos los argentinos, sino que su crecimiento es posible porque todos los argentinos aportamos a su conformación con el ahorro que logró el gobierno en momentos de mayor crecimiento de la economía.

Estas reservas además fueron un seguro contra la inestabilidad política y económica en la que los grupos económicos ponen al país cuando un gobierno no responde a sus intereses

Excedente de Reservas Internacionales y su utilización

En el actual nivel, nuestro país cuenta con un excedente de reservas al necesario para respaldar las base monetaria, el que se estima en U$S 18.000 millones y de los cuales el gobierno quiere utilizar alrededor de un tercio para hacer frente al pago de vencimientos de la deuda pública del corriente año 2010. Si esta medida no se puede aplicar nuestro país deberá pagar los vencimientos con recursos del presupuesto, o sea con recaudación de impuestos y otros ingresos del Estado.

Hay en la oposición política quienes dicen que debemos ocupar reservas para planes productivos, de infraestructura, u otros destinos y no para pagar deuda, los que indirectamente estarían muy cerca de la posición del gobierno, ya que de pagar con reservas internacionales la deuda estaríamos liberando partidas presupuestarias que estarían destinadas al mismo fin y las que se podrían reorientar a más educación, salud, producción, seguridad social, etc.

Sin embargo estos sectores han quedado entrampados en el discurso de la "independencia" del BCRA.

¿Debilidad del gobierno para llegar mejor al 2011 o para gobernar antes?

Explicar la presencia en un Poder Ejecutivo de alguien que disiente plenamente con esa política es muy difícil. ¿Qué lo lleva a Cobos a seguir allí?

Evidentemente algunos sectores políticos y la derecha económica espera que trastabille el gobierno de Cristina Fernández, es la única explicación que encontramos a la permanencia de Julio Cleto Cobos en la vicepresidencia a pesar de disentir en todos los aspectos de su programa económico.

Por un gobierno del pueblo y con poder

Mayor presupuesto o mayores recursos destinados a satisfacer necesidades de los argentinos significa mejor nivel de vida, mayor actividad económica, mayor crecimiento de la economía y por lo tanto la continuidad de esta política que va a seguir generando reservas internacionales como lo hizo después del pago al FMI.

En este contexto y en este modelo económico, ocupar reservas para hacer frente a los vencimientos de deuda pública, es una herramienta económica que va a aportar a nuestro país disminuir el efecto negativo que tuvo la crisis internacional y los problemas climáticos, y a acortar los plazos para que muchos hermanos argentinos puedas resolver sus necesidades y vivir dignamente.

Esto es lo que no quiere la oposición, la que sueña con un gobierno con problemas económicos y sin recursos, un pueblo con necesidades insatisfechas y con malhumor, en fin con una crisis económica y social que genere el escenario para que el próximo gobierno vuelva a ser débil ante el poder económico".

Lo firman al documento: Daniel Trabalón, presidente; Horacio Losas, secretario, Fabricio Bolatti, diputado provincial, Daniel San Cristobal, secretario en el orden nacional.

Comentá la nota