Frente a las dudas, Moreno avanzó sobre Giorgi en el plan de los autos

El secretario de Comercio insiste en avanzar en el sistema de ahorro previo. En Producción dicen que también habrá créditos prendarios clásicos. Siguen las dudas
Sin haber llegado a un consenso con las automotrices y las concesionarias, y frente a las versiones de internas entre el secretario de Comercio, Guillermo Moreno, y la ministra de Producción, Débora Giorgi, por el rumbo del plan, el Gobierno hizo trascender la lista de precios de los quince modelos de autos que podrán comprarse con financiación accesible. Sin embargo, los interesados todavía no pueden concretar la operación, ya que aún resta definir la implementación del plan.

La divulgación de los modelos y los valores finales a los que podrán ser adquiridos los vehículos tuvo como objetivo echar por tierra las especulaciones que se realizaron en torno a la lenta evolución del programa. Pero también fue leída como un avance de Moreno frente a Giorgi, quien, recién llegada de Rusia, no tuvo ni tiempo de analizar los avances del plan. Aunque desde el Gobierno niegan cualquier interna, lo cierto es que existen diferencias entre las ideas de Comercio y las de Producción. Mientras que Moreno insiste con la aplicación del plan de ahorro previo, Giorgi prefiere avanzar en la licitación de los fondos de la ANSeS al 11% anual para que luego sean canalizados a través de los bancos en forma de créditos prendarios a tasa fija o mixta. Del lado de Giorgi aseguran que “las tres variables estarán disponibles”, pero Moreno les sugirió a los representantes de las terminales que el único mecanismo que deberá avanzar es el de ahorro previo. Incluso, desde el Gobierno dejaron trascender un cuadro (ver info) en el que se especifica, según el modelo, cuánto deberá ser el pago inicial de los primeros doce meses y a cuánto ascenderá la cuota total que deberá abonar el comprador durante los 48 meses restantes.

El esquema ideado por el secretario de Comercio garantiza la adjudicación del vehículo durante el primer año. Si el comprador sale sorteado para obtener el auto el primer mes, deberá pagar el 20% del precio final de la unidad en ese momento y luego continuar pagando las cuotas, que variarán en función del precio de mercado del modelo adquirido. Si saliese sorteado para el mes 12, durante todo el año pagará una cuota fija y luego de la entrega del vehículo, las 48 cuotas restantes.

Los precios de los modelos incluidos en el plan oscilan entre los $ 29.150, que costará un Fiat Uno con tres puertas, a los $ 50.903, para el Ford Focus de cuatro y cinco puertas. En el primer caso, la cuota total mensual –según el cuadro dado a conocer por el Gobierno– sería de $ 721, en tanto que para el Focus ascendería a $ 1.259 mensuales.

Estos precios contemplan, según aseguran las terminales y el Gobierno, descuentos de hasta 10% respecto de los valores vigentes. Pero en muchas concesionarias los precios de estos modelos se ubican aún por debajo de los valores anunciados. “Son los precios de mercado, que ya habían bajado por la fuerte retracción de la demanda”, señalaron en una automotriz.

La ventaja, en este caso, radicaría en el plan de financiación, siempre y cuando los valores de los autos no se actualicen y, con ello, las cuotas.

Pese a que desde el Ministerio de Producción aseguran que la semana próxima se licitarán los fondos al 11% de tasa para que los bancos otorguen luego créditos prendarios, hasta ahora las concesionarias sólo recibieron una comunicación de la Asociación de Consesionarios (Acara) en la que les comunicó el listado de unidades “convenido entre las terminales y la Secretaria de Comercio para su comercialización en 60 mensualidades, con adjudicación dentro de los 12 meses”. La lista de los modelos y sus respectivos precios corresponden al plan Moreno de ahorro previo.

Comentá la nota