Se frenó el acondicionamiento de las vías del tren que unirá la capital con Tafí Viejo

Los operarios recibieron la noticia de una paralización de los trabajos por dos semanas.
Sienten que se quedaron en "pampa y la vía". Estaban trabajando a destajo en el acondicionamiento de las vías ferroviarias, pero de repente les informaron que todo se paralizaba por un lapso de dos semanas. La noticia les cayó como un "fierrazo" a los operarios, que pertenecen a la empresa Herso, oriunda de Buenos Aires.

Se trata de un grupo de alrededor de 60 personas que venía cumpliendo sus tareas de acondicionamiento de los durmientes y del cordón ferroviario a lo largo del trayecto.

Esta situación frenó aún más la intención oficial de poner en marcha el servicio de pasajeros que unirá San Miguel de Tucumán con Tafí Viejo. Varias veces postergado el arranque del convoy, esta vez, se sumó un problema más para la puesta en marcha.

Mientras tanto, en Salta comenzó a rodar el servicio ferroviario con dos viajes diarios entre la capital salteña y la localidad de Cerrillos, sin cobrar el boleto. Las autoridades consignaron que el lunes 10 de este mes se inició la denominada "etapa blanca" que pretende lograr una concientización de los vecinos respecto del paso del tren por el corazón de la ciudad.

Los salteños tienen la misma máquina (dupla) que llegó a Tucumán, pero en su caso, a diferencia de Tucumán, lograron encender los motores y hacer circular el "tren urbano". En esta etapa de concientización, el Gobierno salteño explicó que el tren recorre su trayecto a una velocidad menor que la que tendrá en el futuro, una vez que la ciudadanía se acostumbre al paso del convoy.

Sin contrato

En Tucumán, todavía no se conoce una fecha concreta para el funcionamiento del tren. Uno de los puntos clave que resta definir es el contrato con la empresa que se hará cargo de la concesión del servicio.

El cordón ferroviario pertenece a la empresa Belgrano Cargas SA. Por esa razón, si la explotación del servicio de pasajeros queda en manos de otra firma, tendrá que pagar un canon por el uso comercial de las vías.

La definición está en manos del Gobierno nacional, por medio de la secretaría de Transporte. El cambio de funcionarios en esa cartera (renunció Ricardo Jaime y en su reemplazo asumió Juan Pablo Schiavi) obstaculizó aún más el avance de las obras.

En Tucumán, los empleados optaron por no hablar de la suspensión de los trabajos por temor a perder su fuente laboral. Sin embargo, trascendió que no habrá novedades hasta dentro de dos semanas.

Lo más contradictorio es que, desde el Gobierno nacional se anunció que en octubre llegará una nueva dupla (máquina en la que caben unas 120 personas) a Tucumán, proveniente de España.

El equipamiento también beneficiará a Chaco y a Salta. En total serán siete duplas que se adquirieron en España, con las mismas características de la que aún sigue estacionada en Central Córdoba.

Comentá la nota