Fraude: Tomada intervino el sindicato de Aeronavegantes

La Justicia detectó trampas en una elección y falló a favor de los que perdieron.
Como anticipó ayer en exclusiva Clarín, el Ministerio de Trabajo intervino la Asociación Argentina de Aeronavegantes.

La Resolución, que lleva la firma de Carlos Tomada, designa "delegado normalizador" de ese sindicato a Raúl Ojeda, funcionario de la cartera laboral, con la potestad "de administración" y con la tarea de "en lo inmediato, convocar a nuevas elecciones de autoridades y así regularizar la situación institucional de la organización gremial".

Así, se produce una nueva vuelta en un conflicto que se remonta a fines de 2006. Entonces se hicieron elecciones de renovación de la Comisión Directiva del sindicato que dieron como ganadora a la lista Verde, de Ricardo Frecia, vinculado a la actual embajadora en Venezuela, Alicia Castro.

Su rival, la lista Celeste, impugnó el resultado de los comicios por el supuesto fraude que habría realizado la lista Verde.

Tiempo después, la Justicia ordenó el recuento de los votos y constató que hubo 7 votos más que los emitidos en 2006 y, además, que las boletas para la elección de los delegados fueron sumadas "erróneamente" a la de los de la Comisión Directiva oficialista.

Los camaristas sostuvieron que el escrutinio definitivo arrojó 831 votos para la Lista Celeste y 815 para la lista Verde, con 14 votos en blanco y 26 anulados.

El problema se agravó porque la Comisión Directiva convocó el último octubre a elecciones --que se celebraron en noviembre-- a las que la Lista Celeste decidió abstenerse de concurrir porque consideró que el oficialismo había perdido la elección del 2006 y estaba recurrida ante la Justicia.

También en este punto, la Jueza Beatriz Ferdman, del Tribunal N° 54, le dio la razón a la Celeste y suspendió las elecciones. Y notificado del fallo, "el Ministerio de Trabajo procedió a suspender las elecciones", pero el sindicato prosiguió con los comicios.

Además, el ministerio de Trabajo fue intimado varias veces por la jueza a hacer cumplir la sentencia, incluso apelando a la fuerza pública, tarea que no se concretó. Según trascendió, le pidió por escrito al Ministerio de Justicia el envío de policías para cumplir con la orden judicial, pero el Ministerio de Justicia le comunicó "la imposibilidad de prestar la colaboración de la fuerza pública requerida para esa misma fecha".

En tanto, en forma sorpresiva, y a pedido de la lista Verde, el jueves pasado el juez Candis, de Lanús, ordenó al sindicato y al Ministerio de Trabajo "que se abstengan de implementar, obstaculizar, coartar o modificar de cualquier forma el "estatus quo" imperante" y que garanticen que los integrantes de la lista Verde tengan "garantizada su asunción y proclamación de autoridades".

Así, en base a que hay dos órdenes judiciales opuestas y además el mandato de la Comisión Directiva venció el 6 de diciembre, el ministerio de Trabajo considera que el sindicato "se encuentra en estado de acefalía" y designa a Ojeda "delegado normalizador".

Al mismo tiempo, ayer la Cámara de Trabajo rechazó la recusación que efectuó la lista Verde contra la Jueza Ferdman, con lo cual la causa volvió a ese Juzgado.

Ahora, la Jueza Ferdman debería decidir si insiste en que asuma la conducción sindical la Lista Celeste.

Por cierto, ayer apenas conocida la Resolución del ministerio, la lista Celeste adelantó que se opone a la medida y exige que se cumpla con el fallo de la Justicia que ordena que asuma esa corriente la conducción del sindicato.

Comentá la nota