Francia: quieren cerrar empresas con inmigrantes ilegales y trabajadores sin contrato

Lo señaló el ministro de Trabajo de ese país. El anunció se dio semanas después de que miles de ilegales iniciaran una huelga en la que reclaman se regularice su situación
El ministro de Trabajo francés, Xavier Darcos, señaló al diario Le Parisien que de ahora en más los prefectos (representantes del gobierno central en los distritos regionales y en las ciudades) tendrán la potestad de cerrar empresas con inmigrantes ilegales y trabajadores sin contrato. "Recurriremos a penalizaciones que repercutan en el bolsillo y en la reputación de la empresa", añadió el funcionario.

Cerca de un 4% de la capacidad productiva de las empresas corresponde al trabajo de ilegales y empleados sin contrato, sostuvo Darcos, que agregó que "eso equivale al presupuesto que se destina al área de Educación".

Sus empleadores perderán en breve sus privilegios fiscales, mientras que los ilegales que pierdan su puesto de trabajo tras una inspección tendrán prioridad a la hora de cobrar los pagos pendientes.

Desde hace cinco semanas, cerca de 5.500 ilegales en Francia están en huelga en demanda de la regulación de su situación y de su permiso de trabajo. La mayoría de los inmigrantes procedentes de África obtienen respaldo de sindicatos y partidos de izquierda.

Comentá la nota