El FBI usó la foto de un líder español para una de Osama

La imagen le sirvió de base para mostrar cómo se vería hoy el jefe de Al Qaeda.
El famoso por su eficacia, dicen, FBI norteamericano tuvo que retirar apresuradamente de su web la fotografía actualizada de Osama Bin Laden al comprobar que había utilizado para realizar la imagen otra foto de Gaspar Llamazares, vocero de Izquierda Unida en el parlamento español.

El escándalo creció y se transformó en una minicrisis entre EE.UU. y España ya que por pedido de Llamazares el gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero anunció que va a reclamar a Washington que de explicaciones sobre la utilización de sus rasgos faciales para generar la imagen del más buscado terrorista internacional.

"Todo esto resultaría cómico si no fuera porque afecta a la seguridad y a la libertad de los ciudadanos y a personas que no están incursas en ningún tipo de procedimiento ni han cometido ningún delito. Situaciones como estas demuestran el escaso nivel de los servicios de inteligencia de los EE.UU.", añadió Llamazares.

El parlamentario, uno de los más prestigiosos en la Cámara de Diputados, quiere saber "qué hace la foto de un dirigente político español en los archivos del FBI y porque se la usó para componer la imagen de un terrorista".

Llamazares informó que el presidente del gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, el ministro de Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba y el canciller Miguel Angel Moratinos lo llamaron para expresarse su solidaridad.

Todo sucedió cuando el Federal Bureau of Investigation (FBI) actualizó 18 imágenes de los terroristas más buscados en su web donde ofrece cuantiosas recompensas por información: www.rewardsforjustice.net. La estrella de la lista era, por supuesto, Osama Bin Laden, el líder de Al Queda, por el que se ofrecían US$ 25 millones por información de su paradero.

La foto fue ampliamente difundida por los medios periodísticos del mundo. En el diario "El Mundo", alguno de sus profesionales encontraron singularmente parecida la imagen con las fotografías oficiales del dirigente.

Después de una serie de comprobaciones los periodistas estaban seguros de que se había empleado su foto. Las preguntas al FBI culminaron en un reconocimiento de estos hechos y la inmediata retirada de la "imagen actualizada". El vocero del FBI, Jason Pak admitió: "Somos conscientes de las similitudes en las características de la línea del pelo en la foto de progresión de edad de Osama bin Laden, producida por el FBI y publicado en la web, y la de una fotografía existente de un funcionario público español".

Explicó que al no disponer de fotografías recientes de los más buscados se trata digitalmente la imagen para "envejecerla".

Comentá la nota