La fórmula Kirchner-Scioli se lanzaría antes de fin de mes

La fórmula Kirchner-Scioli se lanzaría antes de fin de mes
El patagónico quiere terminar de encolumnar a los intendentes antes de oficializar la dupla. En el PJ creen que el operativo "testimonial" "no tiene retorno"
Néstor Kirchner pateó el tablero y se refugió en El Calafate. Desde esa ciudad santacruceña, el patagónico siguió las repercusiones y la evolución de su nuevo invento electoral. En los próximos días, el ex presidente comenzará a recibir las primeras mediciones concretas sobre la intención de voto de la dupla que conformarían con el gobernador Daniel Scioli. Es decir, que aún no se espera una oficialización de las candidaturas, sino que en la Quinta de Olivos seguirán con detenimiento cómo evoluciona la estrategia oficial de postular, junto a Kirchner y Scioli, a los intendentes del conurbano como cabeza de listas para concejales en cada uno de sus distritos, y así con los apellidos de los pesos pesados del conurbano traccionar los votos necesarios para alcanzar un triunfo en Buenos Aires.

Entre los principales referentes del peronismo provincial coincidieron que aún no recibieron una orden concreta desde el búnker K para ver los próximos pasos. Pero desde el entorno del mandatario provincial hicieron saber que Scioli está dispuesto a dar la batalla en "cualquier plano".

Esta postura no es tal entre los intendentes, quienes ejercen el control del poderoso aparato Justicialista. Es por ello que, además de seguir los números de las encuestas que le marcarán la sensación térmica en cuánto a cómo cayo en la gente la estrategia K, Kirchner seguirá tratando de encolumnar, de algún modo, a la tropa peronista.

Hasta ahora, alrededor de una decena de jefes comunales, principalmente los más jóvenes del conurbano, son los que ya se pronunciaron por ponerle el cuerpo a la elección. Aquellos caciques de mayor trayectoria de ese populoso cordón de la provincia, tal es el caso de Hugo Curto (Tres de Febrero) y Jesús Cariglino (Malvinas Argentinas), son los que pusieron paños fríos a la jugada. Otros intendentes de peso, como Raúl Otacehé (Merlo) o Alberto Descalzo (Ituzaingó) por el momento prefirieron el silencio.

Kirchner regresará hoy de El Calafate. En el transcurso de la semana comenzará a recibir los primeros sondeos que ya encargaron, en los que pidieron medir concretamente no sólo la imagen sino la intención de voto de una hipotética lista encabezada por Kirchner y secundada por Scioli.

Pero más allá de lo que digan los números y que aún se trate de un globo de ensayo, un peronista bonaerense con acceso a la intimidad de Olivos evaluó ante este diario que la movida "ya no tiene vuelta atrás". Las palabras del colaborador sonaron contundentes, aunque en su análisis repitió: "con esto Kirchner fue a fondo, pero aunque muchos estén o no de acuerdo no le quedaban muchas alternativas". Es por eso que una de las alternativas que hay sobre la mesa de trabajo de Olivos es la posibilidad de presentar formalmente las candidaturas de Kirchner y Scioli el 28 de este mes, ya que esa es la fecha que marca la ley para el inicio formal de la campaña.

Al respecto, el diputado José María Díaz Bancalari no sólo sostuvo que es posible la candidatura de Kirchner-Scioli, sino que también agregó los nombres de Sergio Massa y Florencio Randazzo como posibles integrantes de la lista oficial.

Pero éste no es el único eje que evalúa el patagónico con el puñado de colaboradores que forman su círculo áulico. El titular del PJ también sigue muy de cerca los efectos que generó en la oposición su estrategia electoral.

Comentá la nota