Firmas de cable critican el avance de las telefónicas sobre la TV

La Asociación Argentina de TV por cable (ATVC) reiteró ayer su postura con respecto al ingreso de las telefónicas en el negocio de la televisión y resaltó que el principal directivo de Telecom reconoció "todo aquello que nuestra industria denuncia y argumenta".
En un comunicado, la entidad relató que, el viernes, el director general de Telecom (Franco Bertone) sostuvo que el proyecto oficial de Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual les permitirá brindar "una nueva línea de negocio", al mismo tiempo que aseguró que les posibilitará a las telefónicas "aprovechar más la infraestructura" que "es más poderosa, más fuerte, en términos de capacidad tecnológica, que la que existe en el sector de la televisión por cable".

El ejecutivo, agrega la entidad, admitió que en la empresa invirtieron en tecnología en los últimos años "con la mira puesta en este negocio", al tiempo que presentó las ganancias del primer trimestre, muy superiores a las del año pasado, que contrastan con la queja por el congelamiento de tarifas.

"Ante estas declaraciones, la ATVC estima en mucho la sinceridad del ejecutivo y la voluntad de reconocer todo aquello que nuestra industria denuncia y argumenta", señaló la Asociación.

"Es cierto -agregó la entidad-, las telefónicas quieren brindar una nueva línea de negocio y permitir que dos sectores con singular asimetría, compitan. Sectores que él admite tienen una diferencia de potencia, dada por el hecho de la adquisición de parte de las telefónicas de la red pública de Entel, construida con el capital social de todos los argentinos, pero adquirida a precio bajo con la condición de no brindar servicios de radiodifusión durante 99 años".

La ATVC declaró que "es bueno encontrar una franqueza cruda como la que admite que han ganado en el primer trimestre, y al mismo tiempo exige el aumento de tarifas, en conjunto con la afirmación de que la TV es 'una oportunidad (de negocio) importante', que permitirá aumentar sus ganancias".

La entidad afirma que se aplica en pleno el principio legal de la declaración de una persona contra sí misma: a confesión de parte, relevo de prueba. "Ganan dinero, han invertido en lo que no tenían que invertir, reconocen la asimetría, piensan en la radiodifusión como una renta adicional, se enorgullecen de tener más poder e infraestructura, exigen aumento de tarifas y, por sobre todo, no tienen interés real en democratizar la comunicación, lo que se verifica en otro pasaje de las declaraciones: 'No somos una empresa que produce contenidos, no tenemos esa tradición, esa capacidad e interés'", dice.

Y concluye: "Todo esto constituye un claro y contundente ejemplo de que la propuesta de Ley de Radiodifusión desmantelará la industria de la televisión por cable, reducirá la pluralidad, ahogará la competencia y dejará al ciudadano en manos de actores con intereses extraños a los medios.

Comentá la nota