Fernández “solo hablamos de aumento en el contexto de la crisis”

El jefe de gabinete de Secretarios Carlos Fernández salió al cruce de los pedidos salariales realizados por tres entidades gremiales que nuclean a trabajadores municipales. El funcionario vetó el planteo de los médicos y pidió analizar en la mesa el aumento, teniendo en cuenta lo que hoy cobran los municipales y sin dejar de lado la crisis.
Fernández afirmó que “en realidad gremios hay dos, el Sindicato de Trabajadores Municipales y el de Obras Sanitarias, los médicos no tienen una personería gremial reconocida por el Ministerio de Trabajo, por lo tanto no pueden actuar en ese carácter”.

Agregó que “la nota presentada por ellos es lo mismo que si cualquier otro empleado presenta una nota pidiendo un incremento distinto al que pide el gremio, y todos saben que no se puede peticionar de esa manera”, y marcó que “desde la formalidad, la gente de los médicos lo saben, el municipio no puede actuar por afuera de lo que dice la ley”.

No obstante, reconoció que “esta es una cuestión menor en la discusión, lo importante es el reclamo del 25%, y en este caso, siempre parto de la legitimidad de cualquier reclamo salarial, porque a nadie le alcanza lo que gana, pero como en cada discusión o debate hay que ponerlo en un marco, en un contexto”.

Siguió diciendo que “primero cuantificar de que estamos hablando, un 25% de la masa salarial del municipio significa una erogación de 18 millones de pesos en el año, y los recursos municipales tienen dos fuentes, propios o coparticipables, esta ultima esta bajando y la única fuente serian los recursos municipales”.

Añadió que “para 18 millones de pesos en el año habría que triplicar la tasa retributiva de servicios, para poner un parámetro, para tener una recaudación similar”.

También dijo que “se pueden discutir las prioridades, pero nunca en un numero tan grande. Lo que si esta claro es que el porcentaje que esta asignado al salario de los trabajadores es uno de los mas altos que ha tenido el municipio en mucho tiempo, y la realidad además indica, que los salarios en Tandil son de los mas altos que se pagan en la provincia, reconocido esto por la federación que los nuclea”.

Mas adelante indicó que “también es cierto que hay una garantía salarial por la cual, ningún trabajador en el municipio cobra por debajo de los 1240 pesos, y además en ese contexto entre las partes hay firmado un acuerdo donde el propio gremio reconoce el esfuerzo salarial realizado el año pasado que cubrió el deterioro salarial hasta el 31 de diciembre de 2008”.

Completó su mensaje, informando que “no creo que desde el primero de enero de 2009, hasta la fecha, se haya generado un deterioro salarial del orden del 25%, es legitimo y razonable pretender ganar mas, pero lo que digo es que hay que ponerlo en un contexto de la situación general de crisis, donde hay mucha gente que no percibe salarios, y tampoco puede pagar tasas”.

Sobre la posibilidad de sentarse en una mesa de negociación, Fernández señaló que “siempre estamos dispuestos al dialogo, nos vamos a sentar, pero hay que contextualizar las cuestiones, muchos de los propios sindicatos han integrado y formado parte de la iniciativa del comité de crisis, en ese contexto es donde se va a dar el debate y trataremos de encontrar una alternativa común que satisfaga en lo posible a todos”

Al preguntarle sobre los dichos del médico Pablo Díaz Cisneros, que están faltando profesionales porque se van por el bajo salario, el jefe de gabinete dijo que “nunca hubo tantos profesionales en la historia del Municipio de Tandil, cuando comenzó esta gestión había 90 y ahora están en el orden de 150”.

Finalizó marcando que “pueden faltar algunos porque se producen cuestiones puntuales, pero hubo ampliaciones de servicios que derivo en ese aumento, habría que mirar con grado de profundidad los incumplimientos horarios que se generan, y que motivan que esos profesionales pierdan algunas de las bonificaciones como el presentismo, en algunos casos todos los meses del año”.

Comentá la nota