Fernández resaltó que hay que volver a mercados internacionales

Fernández resaltó que hay que volver a mercados internacionales
En coincidencia con lo expresado por Boudou, opinó que el país necesita regresar al mercado de capitales. Dijo que puede negociarse con el FMI, pero "sin resignar espacios de soberanía". Además, cuestionó al campo, a Reutemann, Duhalde y De Narváez
El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, se refirió ayer por la noche a la posibilidad de que la Argentina vuelva a acercarse al Fondo Monetario Internacional (FMI) y aclaró que "nosotros somos fundadores y somos socios del FMI, con lo cual no nos hemos ido nunca".

A su vez, indicó que "se pueden hacer negociaciones (con el Fondo), pero no significa que resignemos espacios de soberanía que pretendemos conservar para nosotros", al tiempo que admitió que "tenemos la necesidad de volver a los mercados internacionales y todos los elementos que tienen que ser analizados para hacerlo están siendo analizados por el ministro de Economía (Amado Boudou)", incluso saldar la deuda con el Club de París.

Pese a las posibilidades de acercamiento, Fernández no dejó de cuestionar a lo que consideró el viejo FMI, que en el 2001 "hostigaba" a la Argentina. "Las políticas que ellos aconsejaron hicieron pedazos a muchos países y no fueron capaces de prever la situación de crisis financiera mundial".

El jefe de Gabinete también se refirió al plano político nacional. Respecto al senador santafecino Carlos Reutemann, que acusó al Gobierno de querer bajarlo de una posible candidatura presidencial y provocar que su compañera de banca habilitara el tratamiento de las facultades delegadas en la Cámara alta, "la discusión que se da con Roxana Latorre es porque firma en rechazo el dictamen en la Comisión y en el recinto vota en contra del proyecto, pero Reutemann no bajó a votar".

Además, reconoció que no será su candidato en las presidenciales de 2011 y se mostró confiado en que "un hombre o una mujer" del proyecto político kirchnerista, que podrían ser Néstor o Cristina, será candidato.

"No sólo estoy convenido de que va a ser candidato, sino también presidente un hombre o mujer de nuestro grupo. La gente el 28 de junio votó de acuerdo a lo que sintió por necesidad o ideología, pero en la que viene tiene que votar a alguien que maneje los destinos del país. Van a tener que votar a alguien que cuide su bolsillo y los intereses", agregó.

Al ser consultado sobre el ex presidente Eduardo Duhalde, quien quiere estructural al Partido Justicialista (PJ), Fernández apuntó que "no lo veo como candidato. Si se quiere presentar, que se presente, pero tiene cero posibilidades".

"Él agarró un país prendido fuego y lo dejó igual. El que apagó el fuego fue Kirchner", añadió, rechazando las acusaciones de que el oficialismo no reconoce que fue él quien sacó a la Argentina de la crisis.

El paro del campo también fue abordado en un programa televisivo al que fue invitado y, al igual que durante todo el día, dijo que "no tiene asidero", al tiempo que volvió a asegurar que el veto parcial de la Ley de Emergencia Agropecuaria "era inexorable", porque se trataba de un aspecto de "imposible cumplimiento". "Vetamos una norma que le haría daño al país", añadió.

A su vez, atacó al diputado electo de Unión-PRO Francisco de Narváez, que cuestionó el veto, al opinar que "no tiene idea de lo que está diciendo. Él es autor de este mamarracho y por eso habla de producción agropecuaria, cuando no existe desde el punto de vista tributario. Si no somos concientes de lo que escribimos tenemos los dólares de cabeza que tenemos. No se tiene que promulgar una ley para quedar bien. Le está mintiendo a los chacareros".

Por último, siempre sobre el sector agropecuario, el jefe de Gabinete desmintió que el Ejecutivo esté cerrado al diálogo y enumeró una serie de medidas que favorecen al sector, entre las que se encuentran la norma que libera la exportación de trigo y de maíz y que tiene en su poder a la espera de que se sienten las partes para firmarlo.

Comentá la nota