Fellner cuestionó también Al titular del Banco Central

La permanencia de Martín Redrado al frente del Banco Central de la República Argentina "complica la situación institucional, política y económica del país", sostuvo el titular de la Cámara baja, Eduardo Fellner.
Quien había permanecido en silencio durante toda la crisis desatada en torno al enfrentamiento del Poder Ejecutivo Nacional y el BCRA, se pronunció finalmente, luego de que sectores de la oposición le hubieran pedido que realice una convocatoria a sesión del cuerpo, previo a una reunión de los jefes de bloques de la Cámara baja, aunque la misma al cabo tampoco tuvo lugar.

Ahora el jujeño se manifestó públicamente en torno al conflicto, tomando obviamente decidida posición junto al Gobierno Nacional y sin hablar de una reunión del Congreso, como reclaman desde la oposición.

A través de un comunicado, Fellner cuestionó duramente la postura del titular del Central, diciendo que "con su posición tan caprichosa como inexplicable, salvo que uno asuma que defiende intereses que no está revelando, Redrado complica irresponsablemente la situación institucional, política y económica del país".

Fellner aclaró que la renuncia de Redrado ya ha sido pedida por "todos los sectores" y enfatizó que "la presidente Cristina Fernández de Kirchner decidió que lo removía del cargo el ministro de Economía, Amado Boudou se pronunció en el mismo sentido;ya no cuenta con el respaldo de ninguno de los directores de la entidad y la oposición ha considerado que su situación es insostenible".

El diputado jujeño ponderó la creación del Fondo del Bicentenario que, a su juicio ‘genera confianza en lo mercados, reviste de mayor seriedad al país además de dar previsibilidad a la política económica y despertar expectativas positivas como ocurrió con los indicadores de las operaciones con bonos y el propio riesgo país’.

Puntualizó que "hay que decirle con claridad a la gente que a los acreedores del país se les va a pagar con el ahorro de los argentinos, que son los fondos del Banco Central, para seguir transformando el país; ando la posibilidad de acceso al empleo y al crédito y

otorgando mayor aliento a las inversiones".

"Otra forma es pedir más plata a altos intereses lo que a la larga termina sangrando el bolsillo de todos y dañando severamente la economía hogareña", agregó Fellner, para objetar luego el "cuestionable papel de ciertos exponentes de la Justicia".

Para el presidente del Cuerpo, la solución al conflicto "son la salida de Redrado del BCRA, a quien lo vi aplaudir la medida presidencial en el día del anuncio hecho por la presidenta, y la implementación del Fondo del Bicentenario", y aclaró que "la Constitución Nacional es más que clara en este sentido así como la doctrina que hay sobre la materia".

Morales insiste en

acordar una salida

para la crisis del BCRA

El jefe del bloque del radicalismo en el Senado, Gerardo Morales, reiteró sus intenciones de llegar a un acuerdo para darle una salida a la crisis generada alrededor del Banco Central de la República Argentina.

Morales reafirmó su postura de que el Gobierno Nacional acepte debatir en el Congreso Nacional los polémicos Decretos de Necesidad y Urgencia y darle un perfil secundario a la situación del presidente de la entidad monetaria, Martín Redrado.

El DNU dispuso extraer más de 6.500 millones de dólares de las reservas del BCRA para pagar deudas de todo tipo, lo cual dio motivo para que en los EE.UU. los llamados ‘fondos buitres’ intentaran embargar sus cuentas. Si bien lo consiguieron transitoriamente, el juez de la causa levantó los embargos atento a que no se giró ni se depositaron esos 6.500 millones en la cuenta del Fondo del Bicentenario, más el argumento de que las reservas monetarias de un país son inembargables como interpusieron los abogados del BCRA.

‘Más que sobre ese DNU, el compromiso que propuse es abordar en el Congreso un programa para el pago de la deuda de cara a los acreedores: No es lo mismo que la oferta la haga un gobierno sin credibilidad que un consenso parlamentario, mi intención es salvar la legalidad a partir de que la permanencia de Redrado es insostenible’, se explayó Morales.

En su cruce verbal con Elisa Carrió en torno al tema, ya que ésta lo acusó de pactar con el gobierno para sacar a Redrado del cargo, el legislador jujeño indicó "el radicalismo no pacta con este Gobierno’ y negó ‘cualquier imputación de pacto con el Gobierno o que exista alguna moneda de cambio en el diálogo con el oficialismo para que el Congreso funcione para tratar el tema de la deuda’.

El ex titular de la UCR puntualizó que en la oposición había una coincidencia generalizada en priorizar ponerle un límite al manejo de las reservas por sobre el caso individual de Redrado. ‘La pelea diaria de un presidente y el ministro de Economía con el titular del Banco Central es un culebrón que no puede continuar’.

Observó Morales que diferentes actores económicos -especialmente los bancos- alertan sobre el perjuicio que puede causar la extensión de esta disputa.

Comentá la nota