Felipe Solá estuvo en Areco

Pagani, Menconi, Solá, Markus y Pazzaglia. Ayer al mediodía, llegó a San Antonio de Areco el candidato a Diputado Nacional por Unión Pro Felipe Solá.
Fue recibido en el Club Rivadavia por Aldo Menconi, candidato a primer concejal, los candidatos a diputados provinciales Ismael Pazzaglia y Nancy Monzón, candidatos a concejales, un buen grupo de militantes- entre ellos varios dirigentes y productores agropecuarios- y simpatizantes de la agrupación. Menconi dio la bienvenida a Solá y dijo que, así como antes justificó el por qué no a Kirchner, explicaría por qué sí a Felipe Sola. Menconi argumentó que "estar con Solá y de Narváez es tener asegurado un espacio arraigado en la lealtad, que no ataca a los sectores de la producción ni la industria, sin discusiones ni enfrentamientos con sectores de la sociedad como la Iglesia o tantos otros, sin candidatos testimoniales-vergüenza lindante con lo inmoral-. Defiendo a mi patria chica, a este Areco que los Gobiernos centrales discriminan por ser de otro signo a diferencia de Arrecifes, Giles o Sarmiento que son kirchneristas".

Aseguró que Felipe Solá, siendo Gobernador en un momento difícil, atendió a todos por igual. Criticó también "los subsidios y otras prebendas por vía fuera de lo institucional".

Pazzaglia relató algunas gestiones del peronismo, que representa hoy con Solá, en defensa del IPS. "Está a punto de fusionarse con al ANSES", aseguró y señaló que esto pone en peligro las jubilaciones de agentes de Rentas, policías o docentes entre otros. Terminó diciendo que el kirchnerismo está agotado y que hay que apuntar al 2011 con otro peronismo como lo demuestran Solá, Reuteman, Schiaretti, Das Neves y otros gobernadores.

Finalmente, Solá, tras recordar las jineteadas de hace 40 años en Areco, el estreno de la película "Don Segundo Sombra" y la presencia de don Victorino Nogueira "último de los domadores y reseros a los que Güiraldes dedicó su libro", nombró a cada uno de los candidatos locales y seccionales.

Sintéticamente- en la próxima edición lo ampliaremos-, Felipe recalcó la falta de respeto de los Kirchner hacia la ley y las instituciones- que "comenzó con el adelantamiento de la elecciones para evitar una paliza" agrego-, la pérdida de noción de las formas que lleva a perder noción del fondo y habló de "un gobierno que lesionó la esperanza y el destino del interior del país".

El ex Gobernador mencionó la campaña de descalificación que empezó ese gobierno y aseguró que el kirchnerismo no supo aprovechar un crecimiento de cinco años y generó un absurdo conflicto con el eje de la producción y generación de divisas como es el campo. Atropelló así la vida rural de cientos de ciudades y devastó las economías regionales "con un discurso alocado con el que nos quería hacer creer que estábamos en junio de 1955 imaginando una conspiración de la oligarquía, Iglesia y Ejército".

Luego de justificar su retiro- "no del peronismo sino del pejotismo,"aclaró- llevando consigo al 30% que apoyaba a Kirchner. Afirmó que la gente está cansada de ese estilo y de esas actitudes que generan confrontaciones pero no de ideas, descalificaciones y una dictadura ideológica, donde nadie puede imaginar el futuro de Argentina.

Abundó sobre problemas agropecuarios, recordó frases del general Perón, criticó la falta de división de poderes manejados por Kirchner y aseguró que "no hay posibilidades de volver al crecimiento con este modelo".

Después mantuvo un largo cambio de ideas y opiniones con la prensa, vecinos y productores agropecuarios y partió hacia Capitán Sarmiento y Pergamino donde, dijo, se presentaría el plan agropecuario de Unión Pro.

Comentá la nota