Federico Franco, el "Cobos" de Paraguay

ASUNCION (EFE).- El escándalo por las demandas de paternidad contra Fernando Lugo coincide con nuevos roces entre el mandatario y su vicepresidente, Federico Franco, por la reestructuración ministerial que Lugo ordenó esta semana.
Los cambios perjudicaron al sector de Franco dentro del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA, de centroizquierda), sostén político de Lugo en el Congreso, cuyos seguidores fueron marginados durante los ocho meses que lleva de mandato. Según Franco, esas decisiones lo obligan a convertirse en opositor, en una situación similar a la de Julio Cobos en la Argentina.

"[Lugo] actúa en forma aviesa en contra de mi partido. Siento que me están empujando a que juegue de opositor y me estoy mordiendo los labios para no actuar así -dijo Franco-. Yo le dije al presidente: «Perdiste a un amigo, trata de no perder a tu vicepresidente»."

Los roces ya habían quedado en evidencia el lunes, durante el acto por el primer aniversario de la victoria de Lugo. Allí, algunos de los presentes corearon el nombre de Franco, a quien Lugo no habría invitado a subir al escenario. "No necesito subir al escenario. Aquí está el verdadero pueblo", señaló el vicepresidente.

Comentá la nota