Una familia neuquina debe ganar casi $ 2 mil para no ser pobre

A nivel estadístico se actualizó el monto de las canastas alimentarias para calcular el índice de indigencia y de pobreza en Neuquén y Plottier.

El monto se actualizó en un 240 por ciento en los últimos nueve años. Contempla las necesidades alimenticias de una familia tipo.

Neuquén> Una familia de cuatro integrantes debería obtener ingresos por 1.908,41 pesos para no estar bajo la línea de pobreza o de 940,10 pesos para no ser indigente en la ciudad de Neuquén y en Plottier, de acuerdo a los valores mensuales de la Canasta Básica Alimentaria que elabora la dirección de Estadísticas y Censos de Neuquén. Ese valor creció en forma exponencial en la última década, el monto para calcular la línea de pobreza estaba en 560, 67 pesos en septiembre del año 2000, es decir que creció un 240 por ciento.

El monto para calcular la línea de indigencia también tuvo un aumento interesante. Para no ser indigente en septiembre del 2000, una familia tenía que tener un ingreso superior a los 252,64 pesos y en abril de este año el monto trepó a 940,10 pesos, es decir un aumento del 272 por ciento.

Según la metodología de la dirección de Estadísticas y Censos de la provincia, la medición de la pobreza con el método de la Línea de Pobreza procura establecer, a partir de los ingresos de los hogares, si éstos tienen capacidad de satisfacer -por medio de la compra de bienes y servicios- un conjunto de necesidades alimentarias y no alimentarias consideradas esenciales. El cálculo de los hogares y personas bajo la Línea de Pobreza se elabora en base a datos de la Encuesta Permanente de Hogares.

Se aclaró que el procedimiento parte de utilizar una Canasta Básica de Alimentos y ampliarla con la inclusión de bienes y servicios no alimentarios (vestimenta, transporte, educación, salud, etcétera) con el fin de obtener la Canasta Básica Total.

El Instituto Nacional de Estadísticas y Censos estima el valor de Canastas Regionales a fin de ampliar la cobertura geográfica de la medición del nivel de pobreza. Mientras que la Dirección Provincial de Estadística y Censos ha elaborado su propia canasta del aglomerado urbano Neuquén-Plottier en el año 1997.

Para calcular la incidencia de la pobreza se analiza la proporción de hogares cuyo ingreso no supera el valor de la Canasta Básica Total; para el caso de la indigencia, la proporción cuyo ingreso no supera la Canasta Básica Alimentaria.

El procedimiento consiste en calcular los ingresos mensuales de cada uno de los hogares relevados a través de la EPH, y compararlos luego con la CBA y la CBT correspondientes a cada hogar, teniendo en cuenta su composición en términos de adultos equivalentes, es decir, considerando los valores "equivalentes" de todos sus miembros. Para determinar el costo de la CBA y la CBT correspondientes a cada hogar, se utiliza una tabla de equivalencias de necesidades energéticas y unidades consumidoras según sexo y edad que permite calcular las unidades consumidoras en términos del adulto equivalente dentro de cada hogar. Aunque el cálculo de la pobreza y la indigencia se realiza para mayo y octubre de cada año en el caso de la medición puntual y por semestre en el caso de la medición continua, el cálculo de la CBA y la CBT del adulto equivalente se realiza todos los meses en función de los precios que releva el Indice de Precios al Consumidor (IPC).

Qué es un hogar tipo

El cálculo de la Canasta Básica Total para una familia tipo se entiende que es aquel compuesto por cuatro miembros, un jefe varón de 35 años, su esposa de 31 años, un hijo de 5 y una hija de 8 años. En total el hogar suma 3,09 unidades consumidores o adultos equivalentes. En otras palabras, siempre a nivel estadístico, se concluyó que un adulto para no ser indigente en Neuquén y Plottier debe tener ingresos por 304,24 pesos y para no ser pobre debe ganar más de 617,61 pesos.

La canasta

La composición de la canasta básica de alimentos de un adulto se compone de una serie de necesidades calóricas, no de productos. Así, por ejemplo, se integra con 6 kilos de pan, 420 gramos de galletitas saladas, 720 gramos de galletitas dulces, 630 de arroz, un poco más de un kilo de harina de trigo, siete kilos de papas y casi un kilo y medio de azúcar. Otros productos que integran la canasta son 3,9 kilos de hortalizas, 4 kilos de fruta, 6,2 kilos de carnes, 7 litros de leche y casi 8 litros de bebidas edulcoradas y gaseosas.

Comentá la nota