Falta Todo

Vecinos de Parque Independencia, un barrio situado en la zona sur de la ciudad, denunciaron que en el sector comprendido por las calles Cabo de Hornos, Pesquero Narwall y Bahía San Blas, Nación y Provincia construyeron una escuela, un jardín de infantes y una sala de primeros auxilios, pero no pueden ser utilizados porque aún no cuentan con los servicios de agua, gas natural ni cloacas.

En diálogo con 0223.com.ar, el presidente de la sociedad de fomento del barrio, Daniel Sosa, señaló que la construcción de los dos establecimientos educativos concluyeron en marzo y abril pasado, mientras que la Unidad Sanitaria se inauguraría en los próximos días "pero el agua por Obras Sanitarias, que estaría llegando, no tendría la presión suficiente para subir a los tanques".

En ese contexto, el vecinalista cuestionó que "no se hayan tomado los recaudos necesarios a la hora de levantar los edificios dentro de un mismo polo de 250 metros por 80 metros ", y adelantó que, en efecto, se acercarán a la Defensoría del Pueblo para exponer la situación.

"Acá, en el marco de un plan de 700 escuelas, se hicieron tres edificios muy bonitos y con última tecnología, pero si no están en funcionamiento no nos sirven de nada", aseveró.

"Sino, cuando vengan a inaugurar la sala de primeros auxilios –que creemos que va a ser pronto- les vamos a hacer un buen ‘escrache’ para que sepan que las obras se hacen con un fin determinado y no para gastar plata", indicó, al tiempo que reparó en la necesidad de los vecinos de una puesta en marcha urgente de, al menos, el colegio y el jardín, para "que los chicos no tengan que caminar más de 60 cuadras y a oscuras todas las mañanas para ir hasta la escuela 64" .

En esa línea, Sosa observó que "las obras que llegan al barrio son por la mitad" y aseguró que lo mismo ocurrió con la colocación de luminarias en la zona, "en donde la Municipalidad puso una serie de palos desde Newbery hasta Tettis pero se olvidó de poner las luces arriba".

"En 2007 –reflejó asimismo-, nos donaron un tractor pero está desde entonces en la Delegación del Puerto porque el Municipio no puede ponerlo en funcionamiento ya que, sólo para repuestos, se necesitarían 10.800 pesos".

"Si bien en un primer momento nos habían dicho que el tractor –al que le falta la bomba inyectora y la bomba de gasoil- tenía de gasto 2.000 pesos, ahora nos sale cuatro veces más; por lo que seguimos cortando el pasto con dos desmalezadoras y dos máquinas de cuatro ruedas", criticó en ese sentido.

Finalmente, el fomentista instó a los concejales que aprobaron la ordenanza y al gobierno municipal "a ponerse a trabajar y dejar de estar pintados porque los vecinos del sur también existimos y los votamos".

"Nosotros queremos trabajar, no perder el tiempo como lo hacen ellos con boludeces del centro", sentenció.

Comentá la nota