La falta de lluvias podría perjudicar al sector productivo

Al sector productivo tucumano no le llama la atención la prolongada ausencia de precipitaciones de importancia que permita oxigenar a varias plantaciones. Entienden que es lo habitual en esta época del año, aunque advierten que durante la presente temporada el fenómeno está teniendo una profundización.
El director técnico de la Estación Experimental Agroindustrial Obispo Colombres (EEAOC) Daniel Ploper, dijo que desde el punto de vista térmico el mayor daño se registró con las heladas de julio sobre varios cultivos, pero fundamentalmente sobre la caña de azúcar lo que determinará una importante pérdida en la producción final de la zafra azucarera.

"En algunos casos las heladas fueron más intensas que las registradas en 2007, ocasión en la que se observaron importantes daños", dijo el profesional. En menor medida se vieron afectados los arándanos y la frutilla. Ploper aclaró desde el aspecto hídrico que si bien los meses de agosto y septiembre se caracterizan por la falta de lluvias, este año este fenómeno se está profundizando. "Hasta ahora no tenemos consecuencias, pero si se extiende la sequía habrá muchos sectores productivos afectados", advirtió. Añadió que los cultivos de secano podrían bajar su rendimiento si es que no reciben algún aporte de líquido en las semanas siguientes, como el trigo o parte del citrus. Por el contrario la falta de lluvias incluso permitió un rápido desarrollo de la zafra azucarera, lo que derivará en una producción record pese a las 200 mil toneladas de pèrdidas que provocarían las heladas de julio pasado.

Comentá la nota