Falleció Eduardo Farizano, presidente del Superior Tribunal de Justicia

Sucedió en la madrugada del domingo, durante una reunión social en un local. Fue atendido en el Cardiológico, pero a raíz del aneurisma cerebral que sufrió no pudo ser compensado.
Tenía 60 años y hace cuatro era titular de la Corte provincial. Ayer fueron inhumados sus restos en Goya y por Acuerdo Extraordinario Nº 5, sus pares dispusieron dos días de feriado judicial. En tanto, el Ejecutivo decretó tres días de duelo. "Un hombre que quebró su cerebro en la obra sin descanso, en beneficio de la independencia del Poder Judicial", pondera la acordada.

Tenía 60 años y era, desde 2005, titular del máximo tribunal judicial de Corrientes. Su deceso, confirmaron fuentes médicas, se debió a una aneurisma cerebral mientras se encontraba en una reunión social.

Pasadas las 2 del domingo, Farizano sufrió el ataque y fue trasladado de urgencia hasta el Instituto de Cardiología, donde a las 3 dejó de existir.

De acuerdo al relato de conocidos y amigos, el presidente del STJ se hallaba cenando en un restaurante ubicado en la avenida Italia de esta Capital junto a su esposa y un grupo de amigos, cuando repentinamente se descompuso y tuvo que ser asistido de urgencia.

La sorpresa de su fallecimiento provino no sólo de sus vitales 60 años, sino que era conocido por afición a la vida sana y el ejercicio físico.

DESCOMPENSACIÓN

Apenas acaecida la descompensación del doctor Farizano, fue trasladado y atendido en el Cardiológico, donde se lo trató de compensar pero sin éxito pese al esfuerzo médico.

La familia decidió el traslado de sus restos a Goya, de donde era oriundo, y donde se realizaron los funerales e inhumación de sus restos por la tarde.

El presidente del Superior Tribunal había obtenido en noviembre de 2003 el acuerdo del Senado provincial para asumir como Ministro del STJ.

A raíz de este luctuoso hecho para la familia judicial, la Corte provincial dictó el Acuerdo Extraordinario Nº 5, en el que se estableció disponer feriado judicial para los Tribunales de Corrientes, para los días 31 de agosto y 1 de septiembre de 2009. Se dispuso además que la Bandera nacional permanezca a media asta por el término de cinco días, en todos los edificios judiciales de la provincia.

El STJ y la Fiscalía General se han referido al doctor Eduardo Farizano como "un hombre que quebró su cerebro en la obra sin descanso, en beneficio de la independencia del Poder Judicial y la vigencia de los principios éticos que nunca debieron abandonarnos". En su tarea, "se atrajo la enemistad de mucha gente, desplegando una febril actividad en pos del mejoramiento de la justicia, que finalmente le llevó a la muerte", se señaló.

Sus colegas ministros y el fiscal General, César Sotelo le rinden un postrer homenaje, en la seguridad de que la ciudadanía de la provincia, tarde o temprano, reconocerá el sacrificio efectuado en su favor, reza el Acuerdo Extraordinario difundido ayer mismo.

Duelo provincial

El titular del Poder Ejecutivo provincial Arturo Colombi decretó ayer tres días de duelo provincial a partir del mismo domingo 30 del corriente como consecuencia del fallecimiento del presidente del Superior Tribunal de Justicia, Eduardo Farizano. Al mismo tiempo, interrumpió las actividades proselitistas que estaban previstas en su agenda.

Colombi, que tenía previsto participar de un acto partidario en Goya, avisó a sus colaboradores que no asistirá al mismo ni desarrollará actividades que no sean de carácter institucional en virtud del deceso del titular de la Corte provincial.

A la tarde el mandatario concurrió a la capilla ardiente donde se realizaron las exequias, acompañado por el fiscal de Estado, Fernando Carbajal; los ministros de Obras y Servicios Públicos, Marcelo Falcione y el interventor del Invico, Julio Balestra.

Quién era

Fue el primer intendente de Goya en el retorno de la democracia, mientras Corrientes era gobernada por José Antonio Romero Feris. Un hombre de la Unión Cívica Radical (UCR) en la segunda ciudad de la provincia, en tanto el Pacto Autonomista Liberal arrasaba en casi todo el territorio. Luego ocupó una banca de concejal.

Luego de esa experiencia, se alejó de la política y se dedicó a su profesión de abogado, aunque nunca renegó de su condición de radical.

Hasta que llegó el ofrecimiento de parte del entonces gobernador Ricardo Colombi, para ocupar uno de los cargos más codiciados por un abogado. Un año después de asumir, fue elegido titular del STJ y tres veces consecutivas reelecto como tal.

Comentá la nota