Las facultades para Sciurano serían las mismas que se le dieron a Garramuño en 2005

Así lo expresó el concejal del Frente Para la Victoria Juan Luna, quien consideró que las atribuciones que se discuten en el proyecto de fondos específicos son las mismas que se le dieron a Garramuño en 2005 para modificar presupuestos dentro de los totales de todas las erogaciones corrientes. También opinó que el Concejo tiene dinero propio para funcionar con normalidad.
El edil del FPV Juan Luna le manifestó a el diario del Fin del Mundo su aprobación para que el proyecto que autoriza al Ejecutivo Municipal a disponer de fondos específicos del Municipio sea tratado y aprobado en comisión.

Luna dijo estar "de acuerdo, ya que estas mismas atribuciones se le habían dado en 2005 al entonces intendente Garramuño en el artículo 18 de la ordenanza que se aprobó en su momento al Ejecutivo Municipal. Este artículo autorizaba a realizar cualquier tipo de modificación presupuestaria dentro de los totales de todas las erogaciones corrientes (y habría sido aprobado por el concejal Pino).

"Por eso –continuó– no entiendo cuál es el problema de fondo cuando se plantea este proyecto de fondos específicos para garantizar el pago de sueldos a empleados del Municipio y para los servicios indispensables como son el transporte de pasajeros y la recolección de residuos, entre otros".

Consultado sobre las dudas que manifestaron algunos vecinos en la sesión del miércoles en relación al alcance de las facultades que se le darían al Intendente, el edil consideró que "creo que los controles de los concejales hacia el Ejecutivo van a estar y no son superpoderes los que se le quiere dar al Intendente, sino una herramienta para colaborar a que se pueda enfrentar la crisis y que le Municipio no tenga inconvenientes".

Dinero propio y deuda del Municipio

Luego de la insólita situación que se vivió el miércoles pasado en la 5ta sesión ordinaria del Concejo Deliberante ante el corte de gas en el edificio por falta de pago de dos facturas, salió a la luz un conflicto relacionado a los fondos disponibles del Concejo y la forma en que se utilizan.

Sobre este punto, Luna sostuvo que "hay que dividir dos cosas, una es la ordenanza que planteamos los concejales autorizando el no envío de fondos por parte del Municipio al Concejo Deliberante por 180 días, y otra es la deuda que tiene el Ejecutivo con el Concejo (desde febrero) por una suma entre 600 y 800 mil pesos de acuerdo a lo informado no por escrito sino en forma verbal por la encargada contable del Concejo Deliberante; pero la deuda la tiene que pagar el Ejecutivo de alguna forma, ya sea a través de un convenio o de un plan de pagos",dijo el concejal.

A su vez, Luna explicó que "antes de la aprobación de la ordenanza que autorizaba al Municipio a que no envíe fondos al Concejo y de acuerdo a lo manifestado por el área contable, el Concejo Deliberante contaba con el dinero disponible de la cuenta corriente de 550 mil pesos. Lo que se planteó es que ese monto debía ser distribuido por lo que resta del año, salvó cualquier otro tipo de indicación del cuerpo de concejales".

"Los siete concejales –aseveró– consideramos que con los 550 mil pesos se debían pagar todas las deudas que tenía el Concejo, garantizando así que el órgano funcione normalmente hasta fin de año". El concejal del FPV concluyó diciendo que "ese dinero el Concejo lo tiene y está disponible. Lo que sí los concejales le hemos pedido al Presidente del Cuerpo que gestione con el Intendente el cobro de la deuda pendiente que tiene el Ejecutivo hacia el Concejo Deliberante. Eso se está charlando, y de acuerdo a lo manifestado por el Presidente, existe una intención cierta de que sea cancelada esta deuda".

Ante la necesidad de conseguir un nuevo edificio por el lapso de entre 60 y 90 días hasta que concluyan los arreglos en la red de gas del edificio, según Luna "el Concejo puede utilizar los 550 mil pesos que tiene en la cuenta corriente o el dinero que tiene en los plazos fijos ($1.300.000 que estaba destinado para la construcción del nuevo edificio); pasa por una decisión política de los concejales de optar por una de las alternativas y encarar la situación".

Comentá la nota