Expresiones de Pichetto desataron duros cruces en el Senado

Un fuerte cruce se desató en la Comisión de Presupuesto y Asuntos Constitucionales del Senado de la Nación luego de que el jefe de la bancada oficialista, Miguel Pichetto, indagó a la oposición al decir: "¿Nos van a dejar gobernar?", mientras se analizaba poner límites a los superpoderes.
El jefe del bloque K inició su exposición interrogando: "¿Nos van a dejar gobernar?". Y el radical Ernesto Sanz le contestó que una cosa es acompañar y otra que los "lleven puestos". La situación ocasionó un cuarto intermedio y retomarán la discusión la próxima semana.

El Senado analiza el proyecto del Ejecutivo para "autolimitarse" en el uso de los superpoderes a partir del próximo año con una restricción de que el Jefe de Gabinete solo podrá hacer uso de la facultad de reasignar partidas en el 5 por ciento del monto del Presupuesto.

La oposición reclama en cambio que se termine de cuajo con los superpoderes, y que el Ejecutivo deba pasar por el Congreso para realizar cualquier reasignación de partidas.

Sin embargo las expresiones del rionegrino irrumpieron la tranquilidad de la reunión y la respuesta inmediata llegó de parte del radical Sanz, quien recordó varias situaciones en las que la UCR acompañó al oficialismo, como en los juicios a la Corte menemista.

Pero en cambio, alegó, "si nos quieren llevar puestos, si quieren que el diálogo político sea simplemente una foto, deberían entender que la realidad es distinta".

Sanz dijo a Pichetto que "ustedes saben que hay sectores que no quieren que este gobierno termine se mandato, sectores que no están en este congreso. Nosotros jamás nos sumaremos a eso. Todo lo contrario".

Por otra parte, al salir de la reunión el radical Roy Nikisch dijo que "fue importante que [Pichetto] lo haya planteado porque de ese modo el bloque de la UCR pudo expresarse con total claridad. Le preguntamos también si el gobierno nacional va a dejar gobernar a las provincias porque sabemos que las provincias dependemos del humor del gobierno nacional".

Según los opositores, el límite del 5 por ciento es casi simbólico. Según datos de la Asociación Argentina de Presupuesto y Administración Financiera (ASAP), en los últimos seis meses el Gobierno reasignó $ 1381 millones de un presupuesto de 243.000 millones, o sea, un 0,57%.

Los superpoderes son facultades delegadas por el Congreso al Poder Ejecutivo para que el jefe de Gabinete pueda reasignar partidas en forma discrecional dentro del presupuesto. Esa competencia quedó consagrada por ley en 2006, cuando el oficialismo modificó la ley 24.156, de Administración Financiera. Previo a ello se prorrogaban año tras año con cada ley de presupuesto.

Comentá la nota