Expresiones coincidentes para despedir a Alfonsín.

Expresiones coincidentes para despedir a Alfonsín.
La intendenta Graciela Rosso subrayó sus "valores éticos". Desde la Universidad Nacional de Luján se recordó su labor para la reapertura. Y también halagaron su trayectoria concejales justicialistas y el actual presidente del PJ local.
La muerte del ex presidente Raúl Ricardo Alfonsín golpeó fuerte en gran parte de la sociedad y en Luján, como en muchas otras ciudades, encontró expresiones coincidentes de los más diversos actores políticos sociales. Desde la intendenta Graciela Rosso, pasando por las autoridades de la Universidad Nacional de Luján, dirigentes radicales y justicialistas hicieron conocer su condolencia para los familiares del ex mandatario y en algún caso el acompañamiento para los militantes de la Unión Cívica Radical.

"En momentos como estos hay que olvidar las diferencias políticas y de pensamiento y valorar los aportes realizados por el ex presidente a la democracia. Alfonsín ha sido un estadista que buscó consolidar la paz de América Latina defendiendo el principio de la no intervención, la unidad y la integración latinoamericana a través del MERCOSUR. Hoy los argentinos podemos celebrar 25 años de vida democrática, de diálogo y debemos tomar los valores éticos como referencia del accionar político", expresó la jefa comunal en una gacetilla de prensa oficial. Sin embargo, durante el acto del 2 de abril agregó reflexiones (ver recuadro).

El documento más detallado lo realizaron las autoridades de la UNLU, quienes además el miércoles decretaron asueto en el establecimiento. "La muerte del Dr. Raúl Ricardo Alfonsín constituye una pérdida irreparable para toda la ciudadanía. Fue un demócrata convencido, un defensor inclaudicable de las instituciones republicanas, un hombre de una honestidad prístina y por todo ello un ejemplo de lo que debe ser un dirigente político. En realidad representó mucho más que eso: fue un estadista con mayúsculas, y así lo registrará la historia", comienza el documento.

Además de referirse a su conducta ética, uno de los ejes del escrito apunta a su activa participación en defensa de los Derechos Humanos. "En el curso de su dilatada actuación como abogado defendió a presos políticos sin tomar en cuenta su filiación partidaria; presentó habeas corpus cuando muchos no se animaban a hacerlo; fue fundador y co-presidente de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos y apenas asumió la Presidencia de la Nación tuvo la valentía de ordenar el enjuiciamiento de los responsables de los crímenes de lesa humanidad perpetrados durante el autodenominado Proceso de Reorganización Nacional. Juicios que, es menester recordar, no tienen antecedentes en la historia contemporánea".

"En lo que se refiere a la educación superior, el gobierno del presidente Alfonsín impulsó decididamente la recuperación del sistema universitario público, devolviendo a las universidades nacionales la autonomía de la que habían sido privadas en 1966. Es importante señalar que el proceso normalizador no fue llevado adelante por un decreto del Poder Ejecutivo, sino por ley del Congreso de la Nación, y que los responsables del mismo no fueron interventores con poderes omnímodos sino Rectores Normalizadores que actuaron conjuntamente con Consejos Superiores Provisorios integrados por representantes de los claustros", agregan.

Desde la UNLU se subraya que "para la Universidad Nacional de Luján la llegada al gobierno del Dr. Raúl Alfonsín significó la posibilidad de resurgir de sus cenizas, después del cierre decretado en 1980 por la dictadura militar. El 16 de diciembre de 1983, a sólo 6 días de su asunción como presidente, elevó al Congreso el proyecto de ley que propugnaba la reapertura de la UNLu, aprobado por la Cámara de Diputados el 11 de enero de 1984 y por el Senado el 25 de enero del mismo año. Iniciado el proceso de normalización, el 30 de julio de 1984 tuvo lugar el acto formal de reapertura de la Universidad, presidido por el presidente de la Nación". "Muchos de los conceptos vertidos en su discurso inaugural siguen teniendo vigencia, y expresan su profunda convicción de que el desarrollo de las sociedades sólo es posible con un alto grado de participación y con el afianzamiento de la democracia", indican.

Decía Alfonsín: "No es este un acto de gobierno. Mucho más que esto es un acto de la democracia en que todos venimos a dar gracias a la comunidad educativa de Luján por haber logrado la reactivación de la Universidad (...) No es gracias a un gobierno sino al esfuerzo de todos, como el esfuerzo de hoy de los hombres de Luján, como vamos a enderezar al país yendo con rumbo seguro hacia nuestro destino de grandeza".

Las autoridades locales de la Unión Cívica Radical, bajo la firma de su presidente Luis Zanazzi y su secretario Sergio Rivera, redactaron un escueto comunicado en el que afirman: "Estos son momentos en que las palabras sobran y sólo debemos orar por el eterno descanso de su alma".

Esther Vilieri, Eduardo Racedo y Juan Carlos Cerdeira, de la Comisión de Derechos Humanos de Luján, por Memoria, Verdad y Justicia, expresó que "no está ajena al dolor que embargó a buena parte de la ciudadanía, por no decir a toda, ante la triste noticia de la muerte del Dr. Raúl Alfonsín, ex presidente de la Nación cuando hacen ya 25 años renacía nuestra joven democracia".

"El Dr. Alfonsín no fue sólo presidente; todavía durante la dictadura fue cofundador de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos; abogado de presos políticos, jugándose a veces la vida. Como presidente fue el que puso a nuestro país como ejemplo al juzgar a las cúpulas genocidas por tribunales argentinos, no al estilo de Nüremberg (los alemanes fueron juzgados por las fuerzas aliadas) y sus actos de gobierno que tanto fueron criticados los hizo apuntado por los fusiles, aún vigorosos, de las Fuerzas Armadas", añaden.

Según la Comisión "se ha ido un paladín de la democracia y de la paz. Su obra trascenderá los tiempos y su pensamiento de que en democracia se educa, se cura y se come, que hoy todavía es una utopía, debe hacernos caminar en esa dirección para que en breve tiempo sea una realidad para todos los argentinos y para los que quieran vivir en nuestro suelo".

El "Bloque Peronista de Concejales" integrado por Ariel Notta, Gustavo Sicca, Iris Bustos y Luis Vanin, expresó –también por escrito- el más sentido pésame por la desaparición física del ex presidente Raúl Alfonsín. Un hombre que demostró entereza y convicción, en su permanente lucha por defender la democracia y la calidad institucional de la república".

"Alfonsín fue un líder político de convicciones indiscutibles, que supo colaborar en la fortaleza de los partidos políticos, preocupado por la real representación popular de los mismos. Incontrastable honestidad y bonhomía, lo convirtieron en un verdadero referente nacional", destacaron los ediles.

"La Argentina en su conjunto no olvidará a este hombre de gran entereza, que supo enfrentar adversidades de toda magnitud, en aquellos años de convulsiones políticas muy profundas. Con la amenaza de golpes de Estado y desestabilización provenientes de los de siempre; de los que están agazapados; mezquinos que pretenden el poder a la fuerza y se niegan a vivir en libertad", opinaron Sicca, Notta, Vanin y Bustos.

Por su parte, el actual presidente del Partido Justicialista de Luján, Miguel Prince, acercó una nota a las autoridades de la UCR de Luján. "La historia nos muestra hechos y hombres que no podrán ser omitidos como ejemplos a seguir ante situaciones límites. Este es el caso del presidente Raúl Ricardo Alfonsín, quien supo convertirse en defensor de los principios republicanos por mandato del pueblo de la Nación Argentina y que nunca bajó sus banderas, aún en tiempos difíciles", escribió Prince.

"Por lo tanto –agregó el ex intendente- el fallecimiento del Dr. Alfonsín enluta a la democracia toda y a quienes, aún desde lugares distintos, defendemos los basamentos mismos de la nacionalidad y de la representatividad popular".

"Es necesario recordar también que con el advenimiento de la democracia en 1983 y la asunción del hoy fallecido presidente, el contador Rubén Darío Rampazzi ocupó el cargo de intendente municipal cumpliendo también una importante labor. Por ello, y porque la muerte no tiene banderías y la democracia tiene defensores, le presentamos nuestra condolencia a toda la familia radical", concluyó Prince.

Otra de las expresiones políticas a las que accedió este medio fue pronunciada por la Mesa de Trabajo Felipe Solá. "El pasado 31 de marzo, con profundo respeto, despedimos a quien por siempre será el presidente de todos los argentinos. De la mano del Dr. Raúl Alfonsín recuperamos no sólo la democracia; también se consolidó la paz con Chile y se plantó la piedra fundamental del MERCOSUR. Incansable luchador político y radical de siempre, tenaz, trabajador, conciliador de amplio criterio, honesto hombre de bien, honremos su memoria uniéndonos en un sentimiento: democracia por siempre".

Raúl Alfonsín fue uno de los dirigentes de primera línea que más visitó Luján.

Influyó en ello su compromiso con la tarea educativa de la UNLu y su relación estrecha con referentes del radicalismo local.

- En mayo de 1972, como hoy, la UCR se aprestaba a enfrentar una contienda interna. El sector liderado por el Dr. José Gorostegui organizó un acto que contó entre los presentes a Raúl Alfonsín, por entonces candidato a presidente del Comité Nacional de la UCR

"Nosotros estamos persuadidos de que existe una necesidad en el país, que hay un problema en el país, hay un problema de la juventud. Hemos visto a través de cinco años de qué forma las dictaduras de turno se pronunciaban y realizaban una prédica sistemática contra todo lo político, contra las instituciones de la política, contra la democracia, contra los políticos y hemos observado también que el eco de esa prédica fue que muchos muchachos abjuraran de las posibilidades de la democracia para arribar a soluciones fundamentales en nuestro país y se lanzaron por otros caminos".

- Noviembre de 1982. Los partidos políticos se armaban después de la devastación de la última dictadura y la Unión Cívica Radical de Luján organizó un acto en la esquina de Italia y San Martín, con electricidad cedida gentilmente por el socialista Francisco Pasini, propietario del inmueble de esa intersección.

"No hay mejor inversión que la educación para el desarrollo de un país. Es la mejor inversión en defensa, porque se necesita para la soberanía nacional; porque es un pueblo educado el que puede defender mejor sus fronteras. De modo que desde ya reclamamos, para nosotros incluso desde el punto de vista de la defensa nacional; tiene más importancia la enseñanza primaria obligatoria que el servicio militar obligatorio".

- En 1984, tal como destacan las actuales autoridades de la UNLu, Alfonsín participó de la reapertura de ese establecimiento educativo, cerrado por la dictadura (ver nota principal).

- En octubre de 1989, a escasos meses de abandonar la presidencia, Alfonsín estuvo en una casa-quinta del barrio Hostería San Antonio, donde mantuvo una reunión con un centenar de dirigentes de la UCR local.

"Acá alguien puede decir que esto fue una conspiración, un golpe de estado, pero también alguien puede decir que fue la respuesta natural de todos los operadores económicos, porque cuando llega el momento del ‘sálvese quien pueda’ todos tratan de solucionar su problema. Y así fue que se originó toda esta circunstancia que nos dejó sin poder manejar las variables económicas".

- En abril de 1994, el ex presidente visitó la Expo Luján. En ese momento, Alfonsín era primer candidato a convencional constituyente por la provincia de Buenos Aires.

El tema político e institucional del momento era la reforma de la Constitución y entre otras cosas decía: "Lo que nosotros hemos logrado es transformar una Constitución que estaba pensada para la reelección, en una Constitución que profundiza la democracia en el campo institucional. Hemos incorporado algunos aspectos que, para nosotros, eran fundamentales. En primer lugar, atenuar el sistema presidencialista para evitar pretensiones hegemónicas, avances sobre el Poder Judicial y avances sobre el Congreso".

- En julio de 1997 Alfonsín llegó a esta ciudad para respaldar la campaña electoral del radicalismo que presentaba a Fernando Casset como primer candidato a concejal. Ese mismo año regresó para dar una charla sobre Derechos Humanos en la UNLu.

- Su última visita a Luján fue en octubre de 2007, a días de las elecciones generales. Alfonsín se acercó a Luján para manifestar su apoyo a las candidaturas de Roberto Lavagna, su hijo Ricardo Alfonsín para la Gobernación y de Rampazzi para la Intendencia.

"Nuestros principios, nuestros ideales, nuestra doctrina es la que corresponde a lo mejor de la sociedad y de los países. Porque nosotros formamos parte de la socialdemocracia. Yo he sido presidente de la Internacional Socialista para América Latina y el Caribe durante muchos años. Creo que mucha gente es radical sin saberlo, pero poco a poco lo irán sabiendo", decía.

La intendenta Rosso recordó a Alfonsín

"Es ejemplo de vida en democracia"

Durante el acto por Malvinas realizado el jueves en la sede de PAyS (ver página 8), la intendenta Graciela Rosso se refirió a la figura de Raúl Alfonsín.

La jefa comunal dijo que el ex presidente "seguirá siendo un ejemplo para todos los argentinos de vida en democracia y de pluralidad política, pero también de pasión y defensa de sus ideas".

"Raúl Alfonsín ha sido quien a lo largo de seis años de gobierno tuvo que luchar con una situación muy difícil que era reencontrarnos a todos los argentinos después de una guerra como la de Malvinas y de un proceso cívico-militar en donde muchos de los derechos, inclusive la propia vida, fueron cercenados", expresó Rosso.

Para la intendenta, "no sólo hay que recordarlo porque hace muchos años estuvo en la inauguración del monumento a las Malvinas de Luján, sino también por los valores que encarna y que seguirá encarnando".

"Defendió la soberanía nacional durante toda su vida, ese fue uno de los valores principales durante su gobierno y durante su vida", agregó.

Comentá la nota