Expectativa por la reunión de Macri con Moyano

Expectativa por la reunión de Macri con Moyano

Hoy se juntan a almorzar y se podría definir la relación que tendrá el próximo Presidente con el gremialismo.

Mauricio Macri y Hugo Moyano almorzarán hoy, en un postergado encuentro que mantiene en vilo al mundo político y sindical: de lo que conversen y de los acuerdos que surjan de allí dependerá cómo será la relación del próximo gobierno con el gremialismo peronista.

El líder del PRO postergó dos veces la semana pasada su reunión con el jefe camionero y en el medio tomó decisiones que no dejaron conforme al que parecía su principal socio sindical: desde las designaciones en Trabajo (primero, el perfil empresarial de Jorge Lawson y luego, un Jorge Triaca que había sido vetado por el gremialista) hasta las del área de Transporte (Guillermo Dietrich batalló contra el desembarco de un hombre de Moyano en su equipo y tiene una fluida relación con Omar Viviani, enemigo del camionero). Incluso tampoco cayó bien la incertidumbre respecto de quién estará al frente de la Superintendencia de Servicios de Salud, que controla los fondos de las obras sociales.

“El Presidente electo tiene la facultad de elegir a quien crea conveniente, pero nosotros tenemos la facultad de aceptarlo o no”, dijo Moyano a Clarín el jueves pasado en referencia a Triaca. Ayer cambió el tono: calificó al futuro ministro como “un pibe con entusiasmo” al que “por ahí le falta un poquito de experiencia”. Triaca almorzó anteayer con Moyano y dirigentes de su sector, en un intento de descomprimir las tensiones.

El futuro ministro de Trabajo llegó a la comida con una buena noticia para el sindicalista: la confirmación de que su viceministro será Ezequiel Sabor, el subsecretario de Trabajo porteño, con quien Moyano construyó un vínculo de mucha confianza. Por algo lo elogió delante de Macri y pidió que su subsecretaría se convirtiera en un ministerio en el acto en el cual el gobierno porteño distinguió a recolectores de residuos.

Triaca, de todas formas, podría designar en la Secretaría de Empleo a un asesor empresarial. Sería una mala noticia para el sindicalismo, inquieto por designaciones del sector privado. Moyano siente haber apostado por Macri en la campaña aunque hasta hoy, al menos, no pudo incidir en las designaciones. Por eso causa tanta expectativa el almuerzo de hoy. ¿Le dará el Presidente electo algún espacio a su sindicalista favorito? Si no, ¿cuál será la reacción de Moyano? Ayer, el camionero recordó que se había alejado de Cristina porque a ella “tomaba las decisiones” sin consultar con el movimiento obrero.

Coment� la nota