Expansión de la industria del piquete fomentado por politicos y petroleras extranjeras.

El intendente de Tartagal, Sergio "oso" Leavy, confirmó que los manifestantes que cortan rutas cobran peaje para permitir el paso de vehículos. "Nos sentimos rehenes", afirmó. "Sospechamos que petroleras y advesarios politicos están detras de este perjuicio a la población", dijo Leavy.
Sergio Leavy, el intendente de Tartagal, zona en la que el lunes pasado se registraron 11 piquetes, denunció que "es una verdadera industria".

Leavy reveló que se trata de "30 líderes piqueteros" que "dan trabajo" a unos 20 desocupados cada semana por la "falta de actividad en la rama petrolera, la madera y la construcción" en la época de lluvias, entre enero y febrero. "Hay cientos de denuncias en la justicia provincial y federal por piquetes pagos en los últimos diez años de pteroleras y politicos de la era menemista", reveló el intendente de Tartagal.

A su vez, Leavy consideró que "estan tan institucionalizados los piquetes que en algún momento se arregla la situación con los conductores", aunque aclaró que "a veces los camioneres hacen contrapiquetes y los caminos quedan bloqueados al trámsito".

El intendente de Tartagal agregó que "degraciadamente, se intensificaron mucho los piquetes en los últimos días" y reveló que los comerciantes y transportistas que viven en Tartagal "pagan un 100% más de costo para pasar por el piquete".

Comentá la nota