Hay 20 evacuados en la sociedad de fomento del barrio Fortunato de la Plaza

Se trata de un ámbito en el que desde hace casi dos décadas numerosas personas encuentran refugio cuando a raíz de algún fenómeno climático se ven obligadas a abandonar sus casas.

Como otras veces, a raíz de las consecuencias del temporal de lluvia y viento que se abatió sobre la ciudad, la Sociedad de Fomento del barrio Fortunato de la Plaza, volvió a funcionar -a partir de las 14 del miércoles- como centro de evacuados. Esta vez, la sede ubicada en Azopardo 7010 recibió a una veintena de personas, integrantes de 6 familias; 2 de ellas residentes en el Puerto, otras 2 en el barrio Santa Rita, 1 en el Martillo y la restante en Las Canteras.

En el lugar, con vistas a aportar alguna solución, asistentes de la Secretaría de Desarrollo Social se ocuparon de tomar nota tanto de las deficiencias edilicias que obligaron a la evacuación -la mayoría son casillas precarias de chapa y/o madera que tienen que ser reparadas- como de otro tipo de necesidades. Personal de la Secretaría de Salud, en tanto, se ocupó de realizar la correspondiente revisación médica para determinar si alguno de los evacuados era portador del virus que provoca la gripe A.

Lugar tradicional

María Taboada, presidenta de la entidad vecinal, dijo a este medio que "hace muchos años que funcionamos como centro de evacuados; al margen de estas 20, estoy segura de que hay muchas más personas en situación de riesgo que no quieren dejar sus casas porque temen que les roben lo poco que tienen. Las madres que resolvieron venir con sus chicos hicieron muy bien. Aquí por lo menos comieron y pasaron la noche calefaccionados. De ahora en más, es la Secretaría de Desarrollo Social la que tiene que intervenir para ver de qué manera se puede ayudar a esta gente una vez que vuelva a sus hogares".

Acerca del funcionamiento del centro de evacuados sostuvo que "además del apoyo que nos brinda Desarrollo Humano de la Provincia, que nos da ayuda para medio centenar de niños, contamos con la colaboración de la Municipalidad y de la comunidad de Mar del Plata, que es muy solidaria. Como en estos momentos el comedor está cerrado por razones de salud, diariamente preparamos viandas para 40 familias. Esto es posible en virtud de la ayuda que nos brindan, entre otros, los comerciantes del barrio, algo que agradezco mucho".

Voló el techo de un hostel en La Perla

Un hecho que pudo acarrear serias consecuencias sólo quedó, por fortuna, en mera anécdota. Cerca de las 4 de la madrugada de la antevíspera, cuando surgieron intensos vientos con fuertes ráfagas en toda la ciudad, voló el techo del quincho de un hostel ubicado en 9 de Julio al 3600, sin víctimas que lamentar.

Uno de los encargados del establecimiento relató: "Los vientos levantaron el techo del quincho (ubicado en el primer piso del establecimiento) y lo volaron. Pero, por suerte, las maderas se atascaron contra el árbol que está al frente del hostel, justo antes de la entrada".

Este hombre continuó señalando: "En media hora vinieron de Defensa Civil, la Policía y EDEA. Se cortó la luz para poder trabajar en la remoción de las maderas y en una hora se solucionó el tema".

Las condiciones tienden

a mejorar a partir de hoy

El Servicio Meteorológico Nacional (SMN), dependiente de la Fuerza Aérea Argentina, anunció el paulatino mejoramiento del clima para las próximas horas. De todos modos, no retiró el anuncio de alerta meteorológico, que tiene su zona de cobertura en el sur de la provincia de Buenos Aires, Río de la Plata exterior, sector marítimo adyacente, noreste de Chubut y este de Río Negro.

Los vientos intensos continuaron ayer con velocidades entre 40 y 90 km/h, con ráfagas superiores, aunque esta situación tendía a normalizarse hacia la noche de ayer.

Para hoy y mañana se espera que continúe el intenso frío, con mínimas de 0°, máximas no superiores a los 7° y sensación térmica en -7°.

Comentá la nota