Estrategias para perder lo menos posible

Comerciantes e industriales consultados por EL DIARIO coincidieron en que los cortes de energía prolongados afectan a la producción y a las ventas. Hasta el momento, no tuvieron que tirar mercadería
La crisis energética de Córdoba ocasionada por la quema del transformador de Malvinas Argentinas que dejó sin 300 megas a la provincia (el 23%% del total de la demanda) genera preocupación entre los vecinos.

Ayer, presentamos un informe sobre los cuidados que hay que tener con los alimentos para evitar consumirlos en mal estado después que se rompe la cadena de frío por la interrupción de energía eléctrica.

Hoy, visitamos a comerciantes e industriales, quienes nos explicaron cuáles son sus estrategias para "pasar el verano" con cortes.

En Carnicería Cacho, de Oscar Martínez, su propietario lamentó que no haya aviso previo. "Si tuviéramos una comunicación, podríamos organizarnos mejor. Pero claro, si así fuera, no sería Argentina", dijo.

En su comercio tuvo interrupción del servicio eléctrico en la jornada del jueves y el viernes. "Cerrando las heladeras aguanta, pero no más de dos horas", dijo.

Hasta el momento, no tuvo que tirar carne "pero perdimos de vender las horas que dura el corte", explicó.

Ayer decidió comprar una balanza a batería para poder seguir comercializando en caso de no tener energía. "Salió 800 pesos, pero la tuve que comprar, sino pasan horas que no vendés y eso representa una pérdida importante", señaló.

@ Heladerías

Otro de los comercios que tienen entre sus servicios indispensables la electricidad son las heladerías.

Visitamos a Venecia, de Silvia Badrt de Pepino, quien está preocupada por la situación, porque ellos también son fabricantes.

"Tenemos la producción en Buenos Aires y Seppey, donde hubo varios cortes de electricidad. No hay problemas hasta el momento con la mercadería, porque las cámaras resistieron bien. El problema es que no podés vender si tenés el helado blando", indicó.

Para evitar inconvenientes, cuando se corta la luz, cierra la venta al público. "Al no abrir a cada rato las heladeras, se conserva más el frío", dijo. Con esta medida, logra volver a vender el helado con la consistencia ideal cuando retoma la conexión.

También están preocupados dueños de almacenes y otros comercios que requieren el frío para garantizar sus ventas.

Por otra parte, los propietarios de los bares pierden clientes en el horario en que, por falta de electricidad, no pueden vender café.

@ Paciencia y ahorro

Recordamos que, tal como lo dijeron Rodolfo Banchio (Directorio de la EPEC) y Reinaldo Arrascaeta (Delegación Villa María de la misma empresa) hasta mediados de febrero no podrán tener en funcionamiento el transformador de Arroyo Cabral que ayer estaban trasladando hacia Malvinas Argentinas.

Estiman que hoy podría llegar a destino, aunque para instalarlo llevará más de 20 días.

Mientras tanto, piden que se ahorre al máximo el uso de energía eléctrica, especialmente entre las horas pico (19 a 23) para evitar que se prolonguen los cortes.

Comentá la nota