Estiman que con la nueva Ley de medios, cerrarán muchas FM en Jujuy

La banda de FM podría mostrar cambios importantes, para bien y para mal, con la nueva ley.
El espectro de FM podría mostrar cambios importantes, para bien y para mal, con la nueva ley de medios.

Es por las exigencias que no se podrán cumplir. De las aproximadamente 80 radios que se escuchan en la capital, quedarían solamente una veintena, según algunas previsiones.

Dueños de emisoras de frecuencia modulada de Jujuy consultados por El Libertario coincidieron en señalar que si la ley de servicios de comunicación audiovisual se aprueba como quiere el Poder Ejecutivo nacional, serán numerosas las radios que tendrán que dejar de funcionar por no poder reunir los requisitos que exigirá la autoridad de aplicación.

Las cuestiones que más preocupan a los empresarios consultados, todos ellos propietarios de pequeñas emisoras, son en primer lugar la inversión inicial que será necesaria para dotar de equipos homologados como obligará la nueva ley. Estiman que el monto mínimo inicial para poner en funcionamiento una FM rondará los 30 mil dólares. A esto sumaron la imposibilidad de hacer viable la inversión con un mercado publicitario deprimido y altamente dependiente de los caprichosos manejos de la pauta oficial.

"En este momento, en Jujuy hay muchas radios que con una mínima inversión tienen el mismo tratamiento que otras que invierten en equipos y en personal. Con la nueva ley, habrá igualación porque todos tendrán que tener producción local, cosa que hoy no se exige y hay emisoras que solo repiten señales de otros lugares, con una mínima inversión", explicó el dueño de una radio de San Salvador de Jujuy.

A partir de la norma, habrá que contar con por lo menos tres empleados por turno de seis horas, todos ellos encuadrados dentro de los convenios colectivos de trabajo vigentes, una exigencia que obligará a replantear las relaciones laborales en la gran mayoría de las emisoras, incluso aquellas que dependiendo del Estado nacional, como el caso de la Universidad Nacional de Jujuy, imponen a los trabajadores "contratos basura".

Las condiciones de admisibilidad, que –por ejemplo- obligarán a reunir un capital social cuya magnitud no está precisada en la ley, es otra de las cuestiones que despierta incertidumbre.

De todos modos, nadie se animó a sostener con un cien por ciento de seguridad que después de tanto revuelo, la nueva norma tendrá efectiva aplicación en Jujuy. "Acá no se cumple ni la ley vieja, así que tengo mis dudas con lo que pasará con la nueva", dijo una de las fuentes.

Pero no todo es negro. La flamante legislación podría llevar a una clarificación del mercado radial, a una "limpieza" del dial, hoy altamente contaminado por señales ilegales y espurias que han hecho de Jujuy una jurisdicción conflictiva, explicaron los dueños de FM consultados por este diario, todos los cuales pidieron mantener su nombre en reserva por temor a despertar las iras de la futura autoridad de aplicación.

Comentá la nota