Estatizarán parte del tratamiento de la basura

El municipio se mete en el negocio y se quedará con el 51 por ciento de las ventas del reciclado.
El Gobierno municipal nuevamente modificará el esquema legal del tratamiento final de la basura en la ciudad. El secretario de Servicios Públicos, Carlos Machicote, anunció que están trabajando en la posibilidad de que la empresa Draco continúe con la concesión, pero con la particularidad de que el municipio participará en el 51 por ciento de las ganancias generadas por la venta del material reciclado.

Ayer por la mañana Machicote y Eduardo Seguetti, presidente de Draco, brindaron una conferencia de prensa en la cual manifestaron que se está elaborando una modificación del contrato de concesión del servicio de tratamiento final de los residuos.

El eje del nuevo acuerdo legal será que la comuna se quedará con el 51 por ciento de las ganancias generadas por la venta del material que sea reciclado en el basurero municipal. Mientras que la empresa se llevará el restante 49 por ciento.

En la actualidad, el convenio determina que la empresa concesionaria obtiene todas las ganancias que se produzcan por el reciclado de la basura, pero debe pagar un canon de 50 mil pesos mensuales, que nunca abonó a las arcas del municipio del departamento Capital.

Plazos

"Le vamos a dar a la empresa 40 días más, para que en los últimos días del mes de septiembre esté funcionando", dijo el funcionario municipal.

Mientras que Seguetti confirmó que en ese plazo ya estaría funcionando la cinta transportadora, que permitiría tratar poco más del 20 por ciento de la basura que actualmente genera la ciudad.

La intención es que con ese material reciclado la empresa comience con las ventas y de esta manera, desarrolle las primeras ganancias luego de más de un año de estar instalada pero sin funcionar plenamente.

Tanto Draco como el municipio explicaron que todavía no se determinó qué pasará con los once meses de canon que la empresa le debe al Gobierno municipal.

Por otra parte, los funcionarios municipales también remarcaron que quedan varios temas por discutir y que todo será consensuado con el Concejo Deliberante de la Capital.

NUEVA RIOJA denunció hace dos semanas que la empresa Draco estaba instalada desde hacía casi un año, pero que nunca había funcionado. Esta situación contaba con el agravante de que el Gobierno municipal jamás le aplicó multas.

Comentá la nota