Estatales protestaron en la ruta.

Estatales protestaron en la ruta.
Unos 50 empleados del Área Familia del Ministerio de Desarrollo Social de la Provincia cortaron la multitrocha, frente a la sede gubernamental, entre las 11 y las 13.30, en reclamo por “incumplimiento” de un acta acuerdo que fijaba un aumento de 400 pesos para cada trabajador.
Neuquén > Unos 50 empleados del Área Familia del Ministerio de Desarrollo Social de la Provincia cortaron la multitrocha, frente a la sede gubernamental, entre las 11 y las 13.30, en reclamo por “incumplimiento” de un acta acuerdo que fijaba un aumento de 400 pesos para cada trabajador.

“El reclamo es por un aumento de puntaje, acordado el 29 de septiembre de 2008, al que no se ha dado cumplimiento hasta el día de hoy, como así también el pase a planta de 900 trabajadores del Ministerio”, señaló el secretario gremial de ATE, Iván Reyes.

Según Reyes, el acta fue subscripta por los ministros Walter Jonsson y Jorge Tobares; la subsecretaria de Promoción Social, Raquel Petris; y la directora de Promoción y Fortalecimiento Social, Edi Fornasin; y por ATE Patricia Quilipán, Mirta Baeza, Marcela Sartori, Juan Bustos y Santiago Kussianovch; y se acordó la manera de viabilizar un aumento en el puntaje equivalente a 400 pesos al personal del Área de Familia.

De acuerdo al representante gremial, en el último encuentro efectuado el pasado 2 de febrero quedó plasmado un convenio en el que se estableció que del 15 al 20 se efectuaría el pago de 400 pesos. Además se estableció que la población incluida será la que cumpla funciones operativas en los centros de tratamiento familiar, hogares de niños y adolescentes, hogares de ancianos diurnos y permanentes de refugios 2212, Centro de Atención a Niños y Adolescentes en Situación de Calle (CATENAC), familias de acogimiento transitorio y centros de cuidados infantiles.

“También se solicitó que fueran pasando progresivamente las 51 compañeras que están mensualizadas a planta permanente en la medida en que se vayan generando vacantes. Ellas son las llamadas madres cuidadoras, de mayor antigüedad en el Estado, que aún continúan en negro”, aseguró el sindicalista.

De los que tienen contabilizados, Reyes indicó que serían 900 los empleados que están percibiendo sus ingresos “en negro” y que se están desempeñando en Unidad de Atención Familiar (UAF), hogares, en los centros de tratamiento, y en los Niveles I y II.

Desde las 8 de ayer los manifestantes se nuclearon en la sede de Anaya y Teodoro Planas para solicitarle una entrevista al ministro Jonsson que finalmente no se concretó. Acto seguido, trasladaron su reclamo a la multitrocha, cortando el tránsito por el lapso de casi tres horas.

Luego de una asamblea, los empleados estatales concluyeron que de no mediar diálogo llevarán hoy su reclamo a la Casa de Gobierno.

Comentá la nota