No estaría listo a tiempo el ordenamiento de bosques

Ambiente debe realizar aún una serie de tareas para completar el informe. La propia titular del área reconoció que el trabajo podría demorarse hasta diciembre.
Aunque la Subsecretaría del Ambiente

está trabajando contra reloj

para terminar a tiempo el Ordenamiento

Territorial de Bosques Nativos

en Catamarca, el trabajo no estaría

listo antes del viernes próximo, el plazo

previsto por ley para completar el informe.

Faltando menos de una semana para

esa fecha límite, el área a cargo de Nora

Martínez aún debe realizar una serie de

tareas y todavía estaba desarrollando en

el interior los talleres participativos para

que la gente opine sobre el tema. La propia

funcionaria admitió esta posibilidad el

jueves pasado. "Estamos haciendo todo el

esfuerzo para terminar el trabajo, pero si

no es para el 28, será ya para diciembre",

explicó.

El ordenamiento territorial que protegerá

los bosques nativos fue dispuesto el año

pasado por una legislación federal, que

contempla las áreas que tendrán un alto

valor de conservación, así como las que podrán

tener un desarrollo productivo.

Cada provincia debe realizar su propio

relevamiento, de manera de diagramar el

mapa con las áreas a conservar y las que

podrán ser desmontadas libremente para

su aprovechamiento.

La tarea emprendida a nivel local por

Ambiente había tenido algunos cuestionamientos,

parte de los cuales provinieron de

profesionales de la propia subsecretaría.

Por caso, el ex titular de Recursos Naturales,

Roberto Salinas, criticó en septiembre

el hecho de que Martínez haya dejado de

lado un estudio en el que los técnicos del

área trabajaron durante años -lo que habría

facilitado mucho la tarea-, para comenzar

"de cero". Fue en ese marco que dudó que el

trabajo estuviera concluido "adecuadamente"

a tiempo, dada la envergadura.

El ex funcionario dijo que técnicos de la

universidad y del organismo trabajaron en

publicaciones sobre fl ora y fauna catamarqueña,

y había un libro de árboles nativos,

además de un diagnóstico de los bosques

y un diagrama general de la situación de

cada uno. Salinas evaluó que esos trabajos

hubieran permitido ganar mucho tiempo,

y recordó que había un presupuesto de la

Nación para hacer el estudio, que podría

haberse visto reducido en caso de que hubiera

antecedentes que facilitaran el trabajo.

"Si digo que no tengo nada, tengo el

argumento perfecto para pedir más dinero",

dijo hace casi tres meses.

Martínez reconoció que para llevar

adelante el relevamiento fue necesaria la

incorporación de especialistas, y dijo que

algunas de las inspecciones hechas en ese

marco eran "eminentemente técnicas", por

lo que se necesitaba gente especialmente

entrenada.

Importancia

Cuando el ordenamiento esté listo, el

territorio provincial quedará divido en zonas

categorizadas por ley. Por medio del

trabajo habrá un mapa con tres regiones

diferentes. La C1 corresponde al monte

de preservación, e incluirá las reservas,

las cabeceras de cuencas que tienen bosques

nativos, y las áreas especiales tales

como la zona de bosques de algarrobos. El

bosque de la región C2 tiene parte de su

vegetación degradada, es decir que tiene

un valor medio, desde el punto de vista

de conservación. Allí se autorizará la realización

de actividades, pero éstas deben

ser sostenibles. Finalmente, la zona C3

corresponde a sectores de bajo valor de

conservación que pueden transformarse

parcialmente o en su totalidad.

Comentá la nota