Estancieros del interior reclaman "seguridad jurídica"

Se manifestaron en Aluminé contra "las usurpaciones de los pueblos originarios". Presentarán recursos ante el TSJ para exigir que se garanticen sus derechos.
Estancieros, productores rurales y vecinos de esta zona explicitaron ayer una contundente demostración de fuerza en contra de la avanzada que llevan adelante comunidades mapuches contra propiedades privadas. Unas 300 personas se congregaron en el salón municipal de esta ciudad y ratificaron la decisión de defender "la Constitución y el estado de derecho".

La asamblea confirmó que la semana entrante presentará un recurso ante el Tribunal Superior de Justicia para exigir que se garanticen los derechos de los privados. El documento planteará que los organismos públicos cumplan con las órdenes de la justicia y se aceleren las causas contra los usurpadores.

A su turno el intendente anfitrión Andrés Méndez destacó que habrá "un antes y un después luego de esta reunión" y pidió que se defienda "la Constitución con sus derechos y obligaciones".

"Hay que preservar la libertad y el respeto por los derechos de los demás, esta es la única alternativa", agregó.

"Esgrimen historias que ni ellos se creen", sostuvo a su turno el productor rural José Ochoa en alusión a las comunidades mapuches.

Luego advirtió que "es difícil ser razonable cuando las cosas que nos pasan nos nublan la razón", y adelantó que "nos quedaremos hasta las últimas consecuencias porque nuestros abuelos se plantaron de cara a la vida contra toda adversidad y nosotros vamos a defender ese legado".

A su turno el abogado Julián Álvarez explicó que "nadie puede considerarse por encima de la ley y sólo el Poder Judicial mediante una sentencia puede resolver acerca de la propiedad, conforme la Constitución y las leyes".

Agregó que "nadie puede obrar por mano propia, ni por coacción, fuerza, violencia o con ardides que pretenden utilizar las normas de la ley 26.160 y los dineros del Estado para ese propósito".

"Deben respetarse las reglas de juego, la violencia no conduce a nada bueno" afirmó el abogado. "En ningún sistema los pueblos originarios pueden usurpar propiedades privadas" concluyó.

Uno de los propietarios que denunció ser víctima de las tomas, Rony Culman, indicó que "los usurpadores se pierden la posibilidad de tener un trabajo porque no se puede invertir y derramar riqueza sobre toda la comunidad".

"Están truncando el futuro de nuestros hijos" dijo, al tiempo que afirmó haber "recorrido el camino del diálogo y de la justicia" sin encontrar respuestas.

También recordó que hay más de 60 campos ocupados ilegalmente en diferentes puntos de la provincia.

Guillermo Cardone, dirigente de la Cámara de Comercio de Villa Pehuenia, leyó un documento que suscriben otros nucleamientos en el cual se advierte que los derechos de los vecinos "se ven burlados por cortes de ruta, asaltos a campos, tomas de cabañas, graves amenazas, coacciones y hostilidades".

"Estamos en suelo argentino" recordó.

Comentá la nota