“Estamos deseosos de que Tucumán presente proyectos”

“Estamos deseosos de que Tucumán presente proyectos”

La subsecretaria de Hábitat y Desarrollo Humano de la Nación aseguró que ya se firmaron convenios para la provincia por $1.000 millones

“Creí que conocía a mi país y entendí que no, que me queda mucho. No deja de impactarme esa asimetría tan profunda entre los que tienen y los que no”. Marina Klemensiewicz, subsecretaria de Hábitat y Desarrollo Humano de la Nación, acaba de salir de una reunión en la sede local del área que conduce Domingo Amaya (secretario de Vivienda y Hábitat). Afirma que es la quinta vez que está en Tucumán para reunirse con el personal y con autoridades provinciales. ¿De qué se encarga su área? De procurar que los ciudadanos abran la canilla y salga agua potable; que tengan la vereda iluminada o que sus hijos puedan jugar en un espacio público adecuado, entre otros aspectos que vinculan a los habitantes con su entorno. Si bien evitó entrar en la controversia entre la Provincia y la Nación por la llegada de obras, afirmó que el Gobierno no presentó proyectos.

-¿Con qué situación de hábitat se encontraron en Tucumán?

-De mucha necesidad, las 10 provincias de norte han sido totalmente postergadas de los planes relacionados con el hábitat. El Plan Belgrano ha sido una iniciativa del Presidente muy acertada porque es el área donde se concentra la mayor desigualdad en términos de acceso a infraestructura básica, de calidad de vivienda y de espacio público. El sistema de cloacas en Tucumán es prácticamente nulo (en el interior); hay muchas zonas donde la calidad de vivienda es precaria y la gente no tiene título de propiedad. Con eso nos encontramos en todo el norte. Es abismal y doloroso que en una Argentina tan rica en recursos naturales haya tanta gente viviendo así. El Gobierno apuesta a trabajar sobre la pobreza estructural, que no cambia si aumenta o no el kilo de pan, sino con inversión del Estado nacional. Es imposible pedirle a un municipio o provincia que resuelva esas asimetrías porque no hay presupuesto que alcance si no hay apoyo.

-¿Algo le impacto particularmente?

-La asimetría. Es una tarea que desde lo personal me genera mucha satisfacción y responsabilidad. Lo que hay por delante es mucho, somos muy conscientes de que en cuatro años de Gobierno es imposible resolver todas las necesidades. Estamos dando el puntapié para una política de estado. Apuntamos a que los gobiernos que sigan inviertan con esta mirada fundamental al norte, a las familias y comunidades que menos acceso a infraestructura han tenido en los últimos 50 años.

- La Provincia dice que no están llegando obras de la Nación...

-trabajamos mucho con intendentes con el plan nacional de Hábitat. Hay una reflexión para hacer. A la invitación para ser parte de este plan la hemos hecho a todos los gobiernos provinciales y no cerramos las puertas a los intendentes para que pueda presentar proyectos. Cuando uno ve que detrás de un convenio hay un proyecto muy serio con una curva de inversión y presupuesto, es porque hay un trabajo que se hizo. En el caso de Tucumán, la Provincia no nos ha presentado proyectos de hábitat y estamos deseosos de que lo haga. Hace un año, nos reunimos y vinimos a contar el plan. Hay muchos gobiernos provinciales con los que hemos firmando muchos proyectos: Salta y Santiago, por ejemplo. La invitación está, yo no me hago eco de lo que dicen los demás. Parte de esta visita fue para tener reuniones con la Provincia, preocupada porque tenemos que terminar de formular proyectos que fueron nominados para un préstamo del Promeba. Vine a ver cómo podían acelerar los plazos, ya tienen una demora. Nuestra intención es poder trabajar con el Gobierno y no hacemos ningún tipo de exclusión.

-Hay intendentes que hablaron de discriminación, que se beneficia más a los de Cambiemos...

-Quienes nos han presentado proyectos correctos, con documentación, han sido recibidos. Hay intendentes que estuvieron hasta siete meses formulándolos. Si el proyecto está bien hecho, firmamos. No nos fijamos color político, no miramos quién gobierna.

-¿Cuáles son las metas para este año en la provincia?

-Todos los convenios firmados son proyectos plurianuales, hay algunos que no comenzaron y están por iniciar y otros vienen muy bien. El presupuesto para Tucumán es de $1.000 millones y parte lo vamos a estar ejecutando en 2017. No estamos cerrados a firmar nuevos convenios. El financiamiento del Promeba son como 400 millones que, Dios quiera, podamos ejecutar. Venimos, por ejemplo, haciendo seguimiento con el trabajo del intendente de Lules. Viene haciendo una tarea fantástica y queremos premiar a quien hace las cosas bien. Ese intendente, cuando nos presente un nuevo proyecto, se lo vamos a firmar porque ejecuta en tiempo y forma y con la mayor transparencia. No tengo idea de que bandera política es, no sé ni cómo se llama (Carlos Gallia, del FpV). Cuando hay voluntad y ganas, las cosas suceden. Nuestra intención es tener mucha gestión local. La sociedad está necesitando ver que no todo es funcionarios que se roban el dinero, obras que se firman y no aparecen y dimes y diretes entre la Provincia y la Nación. La gente está cansada de las peleas de los políticos, yo no vengo a pelearme con nadie, vengo con la intención de que las cosas se hagan.

Comentá la nota