El Estado recuperó un 30% de terrenos donados.

Son sólo del Gran San Juan. En el interior quieren retrotraer 300 hectáreas.
En menos de un año, el Estado ya logró recuperar 15 terrenos que fueron donados hasta fines de la década pasada a instituciones privadas, lo que equivale a casi el 30% de los que se detectaron sin uso. La medida responde al plan que instauró el gobierno giojista para devolverle a la provincia un total de 54 inmuebles que están en el Gran San Juan, debido a que sus beneficiarios no cumplieron con la inversión prometida a cambio de la cesión. El desafío ahora es recuperar antes de terminar este mandato los otros 39 y avanzar con los que están en las mismas condiciones en el interior. Aunque no hay un número exacto, en la bancada oficialista calculan que éstos últimos representan, al menos, 300 hectáreas.

La normalización de la propiedad de los inmuebles continuará hoy, cuando los diputados traten dos proyectos que proponen dejar sin efecto la donación de dos terrenos que están en Rivadavia (Obras frustradas). Las iniciativas son de la bancada oficialista, que tiene amplia mayoría, cuentan con despacho favorable y es un hecho que serán aprobadas.

El plan oficial comenzó en septiembre del año pasado, cuando un relevamiento del diputado Omar Blanco reveló que la mayoría de los inmuebles donados por el Estado hasta 1998, no había cumplido con su fin. Fueron cedidos ha entidades sin fines de lucro que a cambio se comprometieron a realizar obras de infraestructura, pero nunca cumplieron (Ver Incumplimientos).

Según Blanco, hasta 1998 se donaron 90 en el Gran San Juan y en 54, los beneficiarios no realizaron la inversión que impone la ley -debe ser por lo menos del doble del valor del terreno-. Con 15 ya recuperados, quedan 39 más pendientes y la misión oficial es hacer el traspaso antes de 2011, para donarlos a instituciones que cumplan los requisitos o usarlos para levantar obras públicas -hay dos que pronto serán cedidos al municipio de Chimbas-.

Para las próximas sesiones está en carpeta la recuperación de varios lotes más: Entre ellos, los que fueron donados al Círculo de Suboficiales del Servicio Penitenciario, en Chimbas, al Club Islas Malvinas de Chimbas y a la Unión Vecinal Villa América -Capital-.

Según Blanco, la idea es avanzar también con los terrenos del interior de la provincia. Aunque recién están en revisión las leyes de donación y el estado de los inmuebles, estimó que son unas 300 hectáreas más como mínimo -cada lote es mucho más grande que en la ciudad-. El último paso para terminar el trabajo es escarbar en los que fueron cedidos entre 1998 y 2004.

Comentá la nota