Ya está en servicio el nuevo hospital Frías

Paulatino. El traslado continuará por más de una semana para lograr la plenitud de su funcionamiento.
FRÍAS, Choya (C) Esta semana abrió sus puertas al público el nuevo Hospital Zonal Frías, que fuera inaugurado por el gobernador Gerardo Zamora, considerado por las autoridades como uno de los más importantes centros de salud que tiene el interior santiagueño, de complejidad seis y pensado incluso para las comunidades catamarqueñas más cercanas.

La prestación aún no es total ya que la semana pasada comenzó el traslado de las distintas dependencias, por cuanto algunos servicios se continuarán por varios días más en el viejo edificio ubicado sobre calle General Paz.

El director del centro, Dr. César Monti, informó que se atienden todas las asistencias ambulatorias de consultorios, laboratorio, hemoterapia, bacteriología, radiología, ecografía, endoscopía, vacunación y maternidad.

“Durante esta semana se trasladará la guardia y progresivamente las asistencias que demandan mayor complejidad, tal es el caso de cirugía y terapia intensiva, que necesitan esterilización, aprestamiento e instrucción para el manejo de la aparatología. Las primeras internaciones en el flamante edificio se hicieron desde maternidad”, explicó.

Si bien no precisó fecha, el profesional dijo que todavía queda más de una semana de trabajo para que se cumpla efectivamente el traspaso definitivo de todas las áreas de salud, administración y personal

Respecto del equipamiento contó que los mismos ya están adquiridos pero lo que falta es la instalación específica y la capacitación del personal para su uso, tal es caso de la nueva central de esterilización, que lo tiene que proporcionar la empresa proveedora de esta tecnología.

Monti dijo durante la mañana, de 7 a 13, que es el horario de mayor demanda de gente que ingresa al hospital, están trabajando 125 personas afectadas a los sistemas que atención que se encuentran disponibles, aunque con la totalidad de las dependencias habrá más de 300 personas que deberán abocarse a las necesidades de la gente.

Por lo pronto, los primeros visitantes del nuevo hospital disfrutan de los espacios y comodidades y esperan que se manifieste de igual manera con la mejora de las prestaciones y calidad profesional.

La puesta en marcha del nuevo y moderno Hospital, de nivel de complejidad 6, no sólo implicará el disfrute generalizado, sino que sus usuarios podrán contar con un sistema de salud pública de excelencia, en todos los órdenes, como lo exige todo cambio.

Comentá la nota