Está abierta la inscripción para cursar la licenciatura en Enfermería en la Unnoba

Con un diseño académico apropiado para formar recursos humanos en salud, la carrera se consolida atendiendo a una necesidad concreta del sistema sanitario. La promoción de esta alternativa busca conseguir 45.000 enfermeros en ocho años.
DE LA REDACCION. La necesidad de contar con recursos humanos de alta calificación en el campo de la salud hace de la carrera de Enfermería una opción cada vez más elegida por aquellos que poseen vocación de servicio. El ingreso al campo laboral queda prácticamente asegurado por cuanto en establecimientos públicos y privados la necesidad de reforzar los planteles de enfermería aparece como una prioridad. Desde su creación, la Universidad Nacional del Noroeste de la provincia de Buenos Aires posee en su oferta la carrera de Enfermería y la licenciatura en Enfermería, alternativas académicas que atraen a un buen número de estudiantes en ambas sedes de la Universidad y que hace pensar que en el futuro la elección de la carrera por parte de los jóvenes de la región y algunas políticas implementadas por el Estado logren revertir una tendencia que preocupa por su impacto.

Como para el resto de las carreras que se dictan en la Unnoba, la inscripción para cursar Enfermería estará abierta hasta el 19 de este mes. La promoción de esta alternativa académica se da en un contexto general marcado por la decisión del Gobierno nacional de impulsar la actividad, desde el Ministerio de Salud de la Nación a través de un plan de desarrollo que contempla su profesionalización y becas para estudiantes.

En diálogo con LA OPINION, la licenciada Nélida Yaryour, coordinadora de la carrera de Enfermería (tres años de duración) y de la licenciatura en Enfermería (cuatro años y seis meses de duración) de la Unnoba sostuvo que “esta profesión es una de las formas más claras de manifestar solidaridad” y opinó que “el que elige este camino, tiene que tener carácter, personalidad y vocación de servicio porque es el profesional que está más cerca del enfermo”.

La carrera en la Unnoba se dicta desde hace cuatro años y haciendo un balance de su desarrollo hasta el momento, Yaryour se mostró satisfecha por cuanto “los alumnos de los años más avanzados demuestran gran interés y buena formación, tanto que ya son capaces de trabajar casi solos”.

“Algunos de ellos ya están haciendo pasantías rentadas en algunas clínicas de Junín y Pergamino”, agregó la coordinadora.

Un plan de impulso

Esta iniciativa que impulsa la Unnoba de insertar a los estudiantes en el campo de la práctica concreta mediante pasantías rentadas mientras siguen estudiando la Licenciatura se encuadra en coincidencia con el plan de impulso de la enfermería que promueve el Ministerio de Salud de la Nación y que comenzará a desarrollar a partir de 2009.

En rigor, el Plan Nacional de Desarrollo de la Enfermería busca formar 45 mil nuevos enfermeros en los próximos ocho años, jerarquizar la profesión y mejorar la distribución de puestos en las distintas regiones y jurisdicciones del país.

A lo que apunta este plan es que en 2016 haya al menos un enfermero profesional por médico. En el país sólo se gradúan mil enfermeros por año, mientras que el número de médicos asciende a cinco mil.

Según cifras del Ministerio de Salud se gradúan el doble de médicos que se necesitan y sólo el 38 por ciento de los enfermeros profesionales que hacen falta. Otro dato es que el promedio de edad de las enfermeras es de 57 años, por lo que en los próximos 5 años se jubilaría el 30 por ciento de quienes están en actividad.

Actualmente alrededor del 60 por ciento de quienes trabajan como enfermeros son auxiliares (requiere sólo un año de estudio) y el resto enfermeros de carrera. La apuesta es que en 2016 esa tendencia se revierta.

Este plan del Ministerio de Salud de la Nación ya tiene forma de proyecto de ley y busca su aprobación en el Congreso. Desde el Gobierno dijeron que el plan fue consensuado con todos los ministros de Salud de las provincias y con los decanos de las facultades de Medicina del país.

Una vez que se apruebe en el Congreso, esa iniciativa contempla otorgar becas estímulo para quienes comiencen a estudiar la carrera y a auxiliares para que se profesionalicen, con un valor de 900 pesos en primer año, 1.100 en el segundo y 1.300 en el tercero.

Los becados deberán a cambio asumir un compromiso de trabajo en el sector público, privado o de la seguridad social por dos años en la provincia en que se formaron, es decir en Buenos Aires en el caso de los que estudien en la Unnoba. Salvo en Estados Unidos y en algunos países de Europa, esa deficiencia de profesionales de la enfermería se repite a lo largo del mundo.

Campo laboral

Según la coordinadora, el campo laboral hoy es cada vez más amplio para los profesionales de la enfermería: “El área básica es la asistencia en instituciones, pero también están cobrando fuerza otras alternativas como la práctica privada a través de gabinetes, de los que trabajan a domicilio, los que hacen docencia, los que están en la administración a través de la gestión servicios, los asesoramientos a nivel municipal, provincial y nacional y el área de investigación, que es muy importante en nuestro país porque necesita desarrollarse”.

Inscripción abierta

Como para el resto de las carreras que propone la Universidad Nacional del Noroeste de la provincia de Buenos Aires para el ciclo 2009, la inscripción prevé dos instancias, la primera a través de la página Web: www.unnoba.edu.ar; y una segunda personal acercando la documentación personal y el formulario de inscripción en el Departamento de Alumnado de ambas sedes (Monteagudo 2772, Pergamino o Roque Sáenz Peña 456, Junín).

Comentá la nota