La esposa de Berlusconi quiere el divorcio

Veronica Lario, la esposa del primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, anunció a medios de comunicación italianos que quiere el divorcio, días después del escándalo provocado por la designación del premier de bellas jóvenes menores de 30 años como candidatas de su partido a los comicios europeos.
Lario, de 52 años, quiere poner fin a casi 30 años de relación y 20 de matrimonio y dejar de ser la "signora Berlusconi", asegura en comunicados publicados por medios italianos.

Los últimos días se desataron las protestas por la elección por parte de Berlusconi, de 72 años, de las tres candidatas. Finalmente, en una reunión de su partido Pueblo de la Libertad fue convencido de que abandonara su fórmula integrada por una ex presentadora de televisión, una actriz televisiva y una cantante.

Su propia esposa se había quejado ante la opinión pública del paso dado por Berlusconi, algo que éste justificó alegando que su mujer fue víctima de la propaganda de izquierda.

Al parecer, Lario ya habló entonces con su abogada, pero quería evitar el revuelo mediático, aseguro a los diarios.

Sin embargo, es poco probable que la controversia modifique el ánimo electoral en Italia. Los principales sondeos de opinión aseguran las preferencias electorales a favor de Berlusconi con una clara ventaja.

Comentá la nota