Esperan mercados volátiles por un tiempo

Los especialistas en mercado de capitales entienden que la volatilidad seguirá signándolos por un tiempo más, hasta que se definan en profundidad las cuestiones relacionadas al Fondo del Bicentenario, lo que -a su vez- permitirá tener más claridad sobre lo que pasará con el canje de la deuda.
"Si se retoma la racionalidad, los bonos pueden seguir aumentando. Pero eso, por ahora, no parece inmediato, por lo que aconsejamos salir del ‘riesgo argentino’ y buscar inversiones más seguras", plantea el analista bursátil Jorge Fedio. A su criterio, "sólo se aplacó una tormenta del decreto de necesidad y urgencia con la participación directa de organismos oficiales que impidieron la baja". Para él, sino suben más, es que ese "rebote técnico" se transforma en un "doble techo" y, "técnicamente todo se encamina hacia un recorte que sospechamos imprescindible".

La posición del cordobés Carlos Escalera, presidente del Mercado de Valores local, es similar. Afirma que con un volumen escaso, la Bolsa argentina puede "volcarse" con intervenciones que no requieren de más de 30 millones de pesos. "No sólo opera Anses, sino los bancos que están preservando sus carteras. Entre todos pueden sostener los títulos", grafica.

La "racionalidad" que mencionan los expertos es la misma que hace una semana planteó el sucesor de Martín Redrado por el que apuesta el gobierno, Mario Blejer, y que reflejó LA MAÑANA: que el Fondo sólo sea una garantía a cuyos recursos se eche mano si, ejecutado el presupuesto, no se alcanza a cancelar la deuda. Que el Central sea un prestamista de última instancia.

Para Héctor Paglia los organismos del Estado seguirán teniendo un rol importante en los mercados, porque "no se puede permitir que se derrumbe todo. Hay una decisión política detrás de todo esto. Habrá que esperar un tiempo para ver la tendencia, no es una definición que se pueda tener ya".

A lo largo de esta semana los mercados irán monitoreando también la respuesta oficial a la devolución de la Security Exchange Commission (SEC) sobre el prospecto de canje de deuda, que cuestiona las estadísticas del Indec y reclama una definición sobre el Fondo del Bicentenario sobre el futuro de Redrado. Es que más allá de las explicaciones de Amado Boudou acerca de que se trata de una "rutina", algunos proyectan que generaría trabas para el canje.

"El informe demuestra que la SEC sabe de nuestros temas y no quiere ser partícipe de una política que defiende una posición para disimular otra. Dudamos de que el cronograma del canje pueda respetarse en tiempo", agrega Jorge Fedio y recuerda que, en su momento, el Ministro dio una explicación de lo que pasaría con los fondos de las Afjp y se terminó dándoles otro uso.

Para el economista del Ieral, Jorge Vasconcelos, hay tres opciones para el Fondo: a) que el Congreso termine rechazándolo, y que el Ejecutivo deba arreglarse con las previsiones fiscales y financieras del Presupuesto 2010; b) que su derogación por parte del Parlamento derive en una reformulación, con características más acotadas definidas por los legisladores y el Ejecutivo; c) que el gobierno logre sostenerlo, minimizando los riesgos de que los fondos buitre puedan seguir picoteando de las reservas.

Obviamente, se inclina por la segunda, "porque las reservas no son tan abundantes, y es muy importante mantener reaseguros, porque la salida de la crisis internacional no será lineal. Y porque dando previsibilidad por el lado del gasto e incentivando la búsqueda de financiamiento genuino, podrá lograrse una reactivación más sólida de la economía".

Comentá la nota