Esperan un alto cumplimiento de la Ley de la Nocturnidad en los boliches de la ciudad

Anoche entró en rigor la ley de nocturnidad en la provincia bonaerense y por ende en nuestra ciudad. Con la nueva normativa, los boliches deberán cerrar a las 5.30 de la mañana, no podrán admitir ingresos desde las 2 ni vender bebidas energizantes, entre otras medidas.
"Anoche, por ser viernes, hubo un alto cumpliento de la nueva reglamentación en la ciudad. En general hemos corroborado que los locales bailables han acatado horario tope de admisión y el cierre que estipula la ley", aseguró a La Brújula Net el coordinador del Cuerpo Único de Inspectores Lucio Maslein.

La norma diferencia a los comercios nocturnos en dos rubros, uno de los cuales incluye a "locales bailables, confiterías bailables, discotecas, discos, salas y salones de baile, clubes, dancings, cabarets y boîtes".

Los establecimientos, en general, no podrán comercializar alcohol de 21 a 10 del día siguiente y los locales bailables, en particular, deberán incluso dejar de vender bebidas energizantes.

Maslein aseguró que contará en total con un plantel de 20 inspectores para realizar los controles habituales de tránsito y del correspondiente cumplimiento de la normativa que promulgaron los legisladores.

La ley también obliga a los propietarios de locales bailables a colocar cámaras de seguridad en sus accesos y egresos, dentro de los 90 días de promulgada la norma, y a preservar la grabación por 60 días a disposición de cualquier autoridad competente.

Prohíbe en los boliches bailables la venta de productos energizantes y el expendio de bebidas alcohólicas en vasos, copas o recipientes similares que superen los 350 mililitros.

Las denominadas matiné deberán estar reservadas sólo para chicos de entre 14 y 17 años, que podrán concurrir a los boliches entre las 18 y las 23, sin la concurrencia simultánea de mayores de 18, de acuerdo al proyecto.

Estos establecimientos deberán tener abiertas sus puertas media hora antes del inicio de la matiné, al sólo efecto de que los padres o responsables legales de los niños puedan verificar el estado de las instalaciones.

También se prohíbe efectuar concursos o competencias cuyo objeto sea el consumo de bebidas alcohólicas y la promoción conocida como "canilla libre" y establece que con la entrada se podrá otorgar sólo una consumición de bebida alcohólica.

La norma contempla multas de entre 30 mil y 100 mil pesos y clausuras de 30 a 180 días para los que infrinjan esta ley y arresto para quienes vendan bebidas alcohólicas a menores de edad, con agravamiento de las penas en este caso a partir de la promulgación de la ley.

El funcionario comunal aclaró que la reclamentación no obliga a los pubs poner un tope de ingreso a las 2 de la madrugada. "Sí deben dejar de vender alcohol a las 4:30", aseguró Maslein.

Comentá la nota