Escasa presencia gubernamental en la misa de Patrono Santiago

El gobernador pegó el faltazo en la tarde de hoy a la máxima celebración de Santiago Apostol. La única funcionaria a la que se vio fue a Beatriz Barbera, secretaria de Deportes. Se especula que la ausencia se debe para no hacer declaraciones a la prensa por el escándalo del pago a los Cadillacs, que ya tomó estado nacional.
Se trata de una de las celebraciones más tradicionales de Mendoza y que en la Peatonal, cada año, se vive de una manera particular. Como se trata del patrono de esta tierra, es usual que los gobernantes den su presente, aunque este año el gobernador brilló por su ausencia.

Celso Jaque no estuvo en la celebración de Santiago Apóstol, su primera ausencia desde que asumió la gobernación.

De hecho, la única presencia del gabinete fue Beatriz Barbera, la secretaria de Deportes, que se mezcló entre los miles de mendocinos que asistieron a la misa ofrecida por el padre Sergio Buenanueva, obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Mendoza.

La casi nula presencia de funcionarios en la celebración católica quizás se deba a que el mandatario prefirió evitar el contacto con la prensa ante el escándalo suscitado por el pago de 315 mil pesos ofrecido por el Gobierno a un supuesto apoderado de los Fabulosos Cadillacs, escándalo que ya llegó a la prensa nacional.

Más de dos mil personas asistieron esta tarde a la misa, que este año careció de la procesión, suprimida en esta oportunidad por las medidas preventivas encaradas por la iglesia católica local por la Gripe A. Entre éstas, al momento de la eucaristía, los curas ofrecieron la comuníón en la mano de los feligreses.

Comentá la nota