"Nos equivocamos en los papeles, pero en la calle no nos vamos a equivocar"

"Nos equivocamos en los papeles, pero en la calle no nos vamos a equivocar"
Por primera vez el funcionario macrista admite que se cometieron ingenuidades en la creación de la Policía porteña. Dice que Chamorro incurrió en un "error ético" al espiar.
En el amplio despacho que ocupa el ministro de Justicia y Seguridad porteño, Guillermo Montenegro, en avenida Patricios 1142, sobresalen seis televisores encendidos con los principales canales de noticias. Sobre su escritorio, hay tres teléfonos nerviosos, que vibran casi sin pausa, hasta que la pesada mano del funcionario los apaga. Una rutina que en los últimos días Montenegro se vio obligado a repetir por el escándalo de las escuchas ilegales.

Se lo percibe distendido, entero, pese a que no tuvo una semana fácil. De hecho, anteayer tuvo que concurrir por tercera vez en un mes a la Legislatura porteña para dar explicaciones por el caso del espía Ciro James, que cumplía funciones en el Ministerio de Educación porteño, y espiaba a Sergio Burnstein, integrante de un grupo de familiares y víctimas del atentado a la AMIA, además de otros empresarios.

A menos de un mes de que la Policía porteña salga a las calles –desde el Gobierno de la Ciudad aseguran que será a partir del 15 de diciembre– el ministro de Seguridad porteño admite en una entrevista con PERFIL que cometieron "errores" en el armado de la Policía Metropolitana. "Nos equivocamos en los papeles, pero en la calle no nos vamos a equivocar", sostiene Montenegro.

—¿Cómo analiza la actuación de Oyarbide?

—Cuando los jueces se expresan públicamente, lo tienen que hacer con información de la causa y no haciendo futurología o planteos de que ‘podría’, o ‘habría’, porque eso puede ser problemático para los que están involucrados. En las causas judiciales se investigan hechos y personas, no gobiernos e instituciones.

—¿Cuál es la relación de James con el Gobierno porteño?

—Las primeras escuchas que tiene Oyarbide en la causa son de septiembre de 2007. Yo en septiembre de 2007 todavía era juez; Macri no era jefe de Gobierno porteño; y no había ninguna posibilidad de crear la Metropolitana. Plantear que desde el Gobierno porteño había algún tipo de connivencia es un disparate.

—¿Cree que James era un infiltrado del Gobierno?

—No sé. Lo único que está claro es que era un efectivo de la Federal.

—James declaró que Palacios lo llevó a la porteña.

—Si me sigue preguntando sobre James le voy a seguir diciendo lo mismo: hay una causa judicial que se está investigando y está en trámite. Si hay una responsabilidad de Palacios será el juez el que lo decida, sobre ese punto no se puede avanzar.

—¿Se arrepiente de algo?

—No, digo que pecamos de ingenuos, pero en algún punto tendríamos que haber evaluado más y buscar más consenso.

—¿Está diciendo que pecaron por ingenuos?

—Yo no sé si decir eso.

—Pero lo dijo.

—Lo que yo digo es que hay una inexperiencia general, no de la gestión, sino en lo que significa crear una nueva fuerza. Acá hubo un jefe de la policía que se fue y otro al que se le pidió la renuncia, y la policía todavía no está en la calle. Por lo cual no se puede decir que la policía falló.

—¿No cree que la falta de ética de Chamorro también lo perjudicó a usted?

—Fue un error que cometió él al utilizar información de Nosis para investigar a opositores y a Rodríguez Larreta, y lo subsanamos lo más rápido posible. Es de necios no rectificarse.

—¿Hay un sector del PRO que le este serruchando el piso, hay legisladores porteños del oficialismo que no están contentos con usted?

—No, por lo menos yo no lo visualizo. Si puede haber alguna sensación de esas, yo no la visualizo. Yo no creo que haya algún integrante de nuestro espacio que quiera que nos vaya mal, sería un suicidio. Está claro que un espacio como el nuestro hay que defenderlo a rajatabla. Acá cualquier cosa puede ser una conspiración. Yo no visualizo ninguna interna y menos en el momento que estamos atravesando, estamos más juntos que nunca.

—¿Qué relación política tiene hoy con Palacios? Se dice que usted le soltó la mano a él y a Chamorro.

—No tengo relación política, es un ex funcionario del Gobierno. El trabajó acá y renunció por su propia voluntad. Diferente es lo de Chamorro que el que le pide la renuncia es el jefe de Gobierno.

Cristina le pidió a Macri que "se haga cargo"

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner le pidió al jefe del Gobierno porteño, Mauricio Macri, que "se haga cargo" del escándalo y "no intente colocar las culpas en los otros". Lo dijo en alusión al polémico caso de las escuchas telefónicas ilegales por las que se encuentran detenidos el ex jefe de la Policía Metropolitana, Jorge "Fino" Palacios, y el ex espía de la Policía Federal y ex funcionario de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Ciro James.

"Que cada uno se haga cargo de lo que dice y de lo que hace. Y que por favor, entre todos contribuyamos a traerle paz y buenas ideas y buenas actitudes a todos los argentinos, que es para esas cosas para las que nos votan", señaló la jefa del Estado durante el acto de celebración del Día de la Soberanía Nacional en la Casa Rosada.

El jueves, durante una conferencia de prensa, Macri acusó directamente a Cristina y a Néstor Kirchner de "querer quedarse con todo, ahora quieren ir por la Ciudad, pero no nos van a parar", afirmó.

Macri vinculó "al matrimonio presidencial" en el escándalo de las escuchas con el supuesto objetivo de oponerse a la creación de la Policía Metropolitana, luego de que el jefe de gabinete, Aníbal Fernández, pidiera su renuncia a la jefatura de Gobierno de la Ciudad.

Hoy la Presidenta le contestó: "Yo me hago cargo de todo, de lo bueno y de lo malo".

Comentá la nota