Entretelones de la relación Das Neves y Clarín

El "operativo despegue" del gobernador y la frágil línea que divide la búsqueda de consenso con la conveniencia de acordar con los factores de poder.
En el pasado cercano, un funcionario provincial comentaba a otro viejo dirigente tres cosas que a su entender eran muy alentadoras: sin hacer campaña Mario Das Neves tenía al menos el 3 por ciento de intención de voto para presidente, contaba con el visto bueno de la embajada estadounidense –parece que es natural y obvio en estas instancias pedir permiso al país del norte—, y que tenía el apoyo nada más ni nada menos que del Grupo Clarín como uno de los posibles candidatos. Esto último dado por el alejamiento editorial del multimedio respecto al kirchnerismo.

El domingo 2 de agosto el diario de mayor venta de Argentina publicó un artículo firmado por Paola Juárez. La casi página entera y a cinco columnas desmenuzaba "secretos" de la relación Das Neves y Kirchner y el por qué de la "ruptura". Lo que para algunos es parte de un "operativo despegue" del gobernador con el ex presidente, trajo demasiada tela para cortar en el quién es quién de la lucha por el poder.

Según la redactora con carácter de "especial" para Clarín, las razones de la "ruptura" se deben a varios hechos que empiezan en el 2003 cuando Alberto Fernández --por entonces Jefe de Gabinete-- le pidió a Das Neves la renuncia "sin explicaciones" a la Dirección de Aduanas. Luego, Mario Das Neves ganó la gobernación provincial, lo que a su criterio fue una "sorpresa" para Kirchner, y asegura que casi no tuvo apoyo de quien ya era el primer mandatario de Argentina.

Entonces eran los años buenos de la era K. La relación encontró el dial, y más allá de lo que se cuenta arriba, sintonizaban juntos la felicidad de cuando se disfruta el poder, pero no de cuando se lo padece. Por eso, nada será igual para el kirchnerismo luego del conflicto con el campo. A pesar del apoyo legislativo a la presidenta Cristina Fernández por parte de los diputados y senadores justicialistas de Chubut, uno de los párrafos explica el por qué y el cómo de la votación a favor de la resolución 125: "Su filosofía para manejarse en política y en el PJ fue y es 'no sacar los pies del plato', como dicen los peronistas. Por eso, Das Neves les dijo a sus legisladores que se queden en el bloque oficialista aún cuando él haya roto su vínculo con Kirchner", explica la redactora dando cátedra de lealtad y honor peronista.

Poco a poco, al mismo ritmo que el gobierno nacional retrocede en imagen positiva y fortaleza política, Mario Das Neves iba marcando diferencias. Desde el "modelo agotado" hasta llamarlo "depredador" al ex presidente. En el medio, dos hechos que dejaron con la sangre en el ojo al chubutense: los afiches en su contra con la leyenda "80 % abogado, 20 % pelotudo" y el último gran cimbronazo con la visita de Néstor a Puerto Madryn. Lo tomó como un desafío, y despertó la furia del gobernador.

El artículo de Clarín narra jugosos detalles y cambia algunos ángulos de análisis. Las 17 visitas que Néstor Kirchner y su esposa hicieron como presidentes a Chubut no fueron para apoyar a Das Neves como gobernador, sino directamente al revés, y el chubutense tenía que poner su maquinaria al servicio de los presidentes: "'Mario, quieren ir. ¿Hay algo para inaugurar?', consultaba Parrilli. Das Neves siempre organizaba un acto", cuenta Juárez en su artículo según palabras del mismísimo gobernador.

Esto no es todo. El artículo relata otra anécdota que sale de las entrañas mismas del poder político. "Das Neves estuvo en contra de las candidaturas testimoniales. Habló del tema con Sergio Massa y con Daniel Scioli. 'De esto no volvés', le advirtió al gobernador bonaerense. Ahora cree que Scioli está preso en la trampa de los Kirchner", detalla la redactora de "La ventana indiscreta" sin contar la similitud con la situación de Mario Vargas, vicegobernador y diputado nacional electo, que hoy por hoy está en duda que asuma su nuevo cargo y deje de ser el hombre fuerte del dasnevismo en la legislatura provincial.

Entre las pocas conclusiones categóricas que se pueden sacar de Mario Das Neves, Néstor Kirchner, los últimos hechos políticos y el artículo de Clarín es que el gobernador, al menos, tomó nota de lo que a esta altura parece ser el grosero error político del kirchnerismo. A diferencia del matrimonio presidencial, Das Neves está decidido a no generar conflictos con los principales factores de poder. Si a esto se le suma la visita del gobernador a la exposición de la Sociedad Rural –aderezado con elogios de Hugo Biolcatti, presidente de la entidad--, la ecuación parecer ser exacta: en el camino al poder, alguien cree haber descubierto quiénes mandan en realidad.

Comentá la nota